img
Categoría: Libros
Dos maños de órdago

Guerra es sinónimo de barbarie. Por parte y parte. Insiste en esta idea Pío Baroja en su libro póstumo ‘Miserias de la guerra’, escrito en 1951 y publicado en 2006. A través de los ojos de un

Ver Post >
La Juventud / La Vejez

Una película con Michael Caine y Harvey Keitel juntos tiene poca necesidad de promoción. Dos monstruos del cine en vías de extinción, de 82 y 76 años, no requieren casi ni de un argumento para hacer obligada la visita al cine, aunque lo tengas a seis kilómetros de casa. Si detrás de la cámara ponemos a Paolo Sorrentino, ese napolitano con patillas que nos cautivó a todos hace

Ver Post >
La tragedia de Lorca (80 años después)

Yo vuelvo por mis alas
¡Dejadme volver!

Quiero morirme siendo amanecer
Quiero morirme siendo ayer

Yo vuelvo por mis alas
¡Dejadme retornar!

Quiero morirme siendo manantial
Quiero morirme fuera del mar

Estos versos son los que más impacto te causan de las dos mil páginas (bibliografía incluida) que Ian Gibson escribió sobre Federico García Lorca. Lo singular del caso es que estos versos nostálgicos del tiempo pasado, de la juventud o la infancia perdidas los escribió el poeta granadino cuando apenas contaba veinte años. ¿Qué diría entonces a esos 40 que no llegó a cumplir? De la biografía de Lorca (Fuentevaqueros, Granada, 1898) destacan mil cosas. La primera, quizá, el retrato que el hispanista afincado en la vega granadina realiza de la España del primer tercio del siglo XX. En su densa y minuciosa documentación sobre la vida del poeta se entrelazan, de forma continua, las de otros destacados miembros de la cultura española de la época con los que convivió de forma intensa: Falla, con quien mantuvo una admiración mutua; Dalí, al que claramente admiró y amó; Buñuel, algo distante; Alberti, Machado, Juan Ramón Jiménez y todos aquellos literatos que pasaron por la Residencia de Estudiantes de Madrid, donde vivió, o la bulliciosa vida de La Barraca, esa compañía de teatro móvil que ideó y movió por toda España para llevar el teatro clásico y moderno hasta los rincones más recónditos del país, Asturias incluida.

Ver Post >
La maldición de Escipión y Aníbal

‘Patria ingrata, ni siquiera tienes mis huesos’
(tumba de Escipión en el exilio)

Un continuo tratado de estrategia. Así podrían resumirse las 5.000 páginas que acabas de leer con un autor común, Santiago Posteguillo, y dos protagonistas: Escipión (Africanus el hijo del cónsul, Las legiones malditas y La traición de Roma) y Trajano (Los asesinos del emperador y Circo máximo). Cuando terminas la última página, hace tiempo ya

Ver Post >
En un lugar de Campo de Criptana…

Quedan diez. Pero en tiempos de Felipe II llegaron a estar datados cuarenta. Los molinos de viento de Campo de Criptana (Ciudad Real) inspiraron a Miguel de Cervantes cuando escribió ‘El Quijote’ durante sus cinco años de presidio sevillano. Y ahí siguen, quinientos años después, con su

Ver Post >
Mediohombre

Miles de ingleses se aproximan al castillo de San Felipe con el firme objetivo de culminar la conquista de Cartagena de Indias. Lo hacen con nocturnidad, bajo un terrible aguacero, enfocando una puerta lateral a la que se accede por una rampa. De repente, se abre esta puerta con sigilo y salen de ella 300 soldados españoles en calzones y camiseta blancos, descalzos, con un machete en una mano y un puñal en la otra; sin armas de fuego. Cuando se quieren dar

Ver Post >
Sobre el autor Adrián Ausín
Adrián Ausín (Gijón, 1967) es periodista. Trabaja en el diario EL COMERCIO desde 1995. Antes, se inició en la profesión en Bilbao, Sevilla y Granada. Sus aficiones apuntan en muchas direcciones: naturaleza, bricolaje, viajes, fotografía, cine y literatura. Todo ello con epicentro en Gijón.