El Comercio
img
Fecha: octubre, 2012
Abatido un gigantesco jabalí en Teleña

Las lluvias torrenciales del pasado sábado influyeron negativamente en los resultados de las monterías y durante el fin de semana, muy a la baja, se cobraron 56 verracos, seis venados, seis gamos, cuatro corzos y un rebeco.

Gigantesco. Ni en sus mejores sueños Javier Rojo Longo hubiera imaginado una escena como la que le tocó vivir el domingo en el cuartel de Teleña. Allí alcanzó el momento cumbre al ver avanzar frente a él a un navajero de 130 kilos.

La Parraguesa
Navajero de 130 kilos
En Teleña, espectacular montería de la cuadrilla parraguesa de Olegario Fernández de la Parte con la captura de cuatro verracos y un corzo. Javier Rojo Longo pasaportó un descomunal navajero de 130 kilos y Marcos Carbajal Pérez abatía un jabalí de 50 kilos y un corzo de 80 puntos, mientras que José Ramón Blanco Fernández y Víctor Fernández Labra tumbaban dos suidos de 42 y 35 kilos.
En Sinariega, Ángel Blanco Vega, Andrés Díaz Mateo, Emilio López Fernández y Jairo Martino Escandón apiolaban cuatro macarenos de 44, 39, 36 y 33 kilos.
En Fondrigones, Samuel Menéndez Runza prendía un gorrino de 50 kilos y Saúl Sánchez Fresno un corzo de 97 puntos.
En Bustevela, Pedro García Rama no temblaba frente a un gorrino de 84 kilos. En Següenco, Carlos Laria Fernández fusilaba un puerco de 72. En La Toya, Jesús Ignacio González Ordóñez fulminaba un venado de 115,75 puntos.
Cuatro cacerías finalizaron sin capturas en los lotes de Zardón, Triongo, Cetín y el Aspru. En Cetín cazaba la cuadrilla de José Rivero y después de cuatro temporadas era la primera vez que regresaba de vacío. En estas cuatro últimas campañas llevan abatidos 96 jabalíes, once venados y diez corzos. ¡Bien merecido tenían el descanso!

La palomilla piloñesa gestionada por Chuso abatió en Anayo un verraco de 85 kilos y un corzo. :: G. F. B.

La palomilla piloñesa gestionada por Chuso abatió en Anayo un verraco de 85 kilos y un corzo. :: G. F. B.

Piloña
Seis monterías en blanco
En Los Montes, Raúl Roza Puerta, Pablo Caldevilla Álvarez y Antonio Rodríguez Cantero abatían tres proyectos de navajero con pesos de 43, 35 y 30 kilos.
En Anayo, Raúl Rodríguez Rodríguez atinaba sobre un jabalí de 85 kilos, mientras que Emilio González González acertaba sobre un corzo de 96 puntos, para la palomilla gestionada por Chuso.
En Cayón, Isaac González Rodríguez cobraba un bermejo de 29 kilos, en tanto que Enrique Luis García Palacio fulminaba un corzo de 106 puntos, para la cuadrilla de José Junco Luis.
En Sellón, Juan Ramón Melendreras prendía un jabalí de 78 kilos. En La Carbazosa, Jairo Díaz Otero fusilaba un cerdo salvaje de 63.
Seis monterías finalizaron sin que los cazadores tocaran pelo. No tuvieron fortuna las cuadrillas de Juan Vena, Molina, Juan Luis Toraño, José Manuel Coto, Toño Riega y Efrén Barbón, en los lotes de Beroñes, El Castellanu, Cereceda, Rollamiu, El Estelleru y La Castañal, respectivamente.
En Rollamiu, Faustino Piñera abatía un venado macho selectivo. En La Marea, Alfonso Cueto Ordóñez cobraba un venado macho selectivo. En La Cueva, Pedro Sánchez Amieva fusilaba un venado hembra. En El Estelleru, Jesús del Río apiolaba un venado hembra.

La cuadrilla canguesa de Lolo Meré tumbó cuatro bermejos en el lote parragués de Sinariega. :: G. F. B.

Llanes
Manco de un colmillo
En La Mar, Francisco Duarte Roco ‘El Chiscu’, pasaportaba un poderoso navajero de 110 kilos, manco de un colmillo, y otro suido de 58, mientras que José Antonio de la Fuente cobraba un jabalí de 66. Ambos lances tuvieron lugar en terrenos de La Boriza de Vidiago.
En tierras del Barracón, Carlos Sordo apiolaba dos cerdos salvajes de 62 y 40 kilos, en tanto que Ricardo del Campo prendía otro de 53 kilos.
En San Cecilio, José María García, situado en la ería de Rales, volteaba un gorrino de 64 kilos. En Mañanga, Juan Carlos Bueres Andión fusilaba un marrano de 53, en la zona de Arredondo. En Cuetu Meré, Rafael Díaz Herrero fulminaba un bermejo de unos 40 kilos que no se pudo cobrar al caer al río Las Cabras y ser arrastrado por la corriente.

Cazadores del grupo llanisco de Roberto Cuanda en Meré. :: G. F. B

Cabrales
Triplete en Berodia
En Berodia, Santiago Álvarez Moradiellos, José Alejo Carús y Juan Ramón Laruelo abatían tres suidos de 43, 28 y 25 kilos, para la cuadrilla ribadedense de Pepe Piney.
En La Ría, Sergio Díaz Sierra y Javier Huerta Bartolomé, de la palomilla de Pepe Huerta, acertaban sobre dos cerdos salvajes de 72 y 50 kilos. En El Escobal, Santiago Álvarez Moradiellos y José Ibarlucea, del grupo de Piney, tumbaban dos macarenos de 70 y 64 kilos.
En Poo, Manuel Torre Sánchez, de la cuadrilla de José Vigil, fusilaba dos simétricos jabalíes de 60 kilos, cada uno.

La cuadrilla de Olegario Fernández de la Parte parece un martillo pilón. Por donde quiera que pasa, arrasa. El pasado fin de semana acudió al lote cangués de Teleña y se hizo con un botín de cuatro verracos, los mismos que había tumbado en su visita de septiembre.

Ribadesella
Falleció Real, ‘El Niño’
Los aficionados riosellanos a la caza perdían el pasado domingo a uno de los discípulos de San Huberto de la vieja guardia: José Antonio Real Yerga ‘El Niño’. Real, extremeño de nacimiento, había llegado al concejo a finales de la década de los 60 como operario para trabajos especiales en la carretera que entonces se construía entre Llanes y Llovio. Se asentó en el municipio tras contraer matrimonio con Conchita, la del Rompeolas, y pasó a formar parte de la palomilla que dirigía Lisandro Bode, que más tarde capitanearon José Mari Gonzalo y Benito Cibrián. Integrado en esas cuadrillas repartió simpatía a manos llenas por todos los pueblos de la comarca y se convirtió en referencia para animar la sobremesa tras cualquier jornada de caza, con independencia de que la montería hubiera resultado exitosa o decepcionante. Entonaba como los ángeles y tocaba todos los palos.
Pese a la sensible pérdida de José Antonio Real, la caza, la más antigua de las actividades humanas, continúa. En Santianes, Juan Luis García Ortiz abatía un verraco de 44 kilos, mientras que Humberto Martínez González prendía un corzo de 95 puntos. En Moru, Benito Cibrián Pubillones tumbaba un macareno de 67 kilos.
En Calabrez, y siguiendo con los recechos sobre el gamo, Andrés Carbajal del Busto tumbaba un gamo hembra.

Ángel Blanco Vega, el de ‘La Moda’, a la izquierda, de 93 años, abatió un jabalí en Sinariega. Le acompañaba Bautista Sánchez, de 82, que empezó a cazar a los 16, con Erasmo, el médico. Dice que «un cazador nunca se jubila».

Colunga
¿La caza? Mal repartida
En Lue, Rogelio González García, David Alonso Morán y José María Collado Toraño fulminaban tres cerdos salvajes con pesos de 83, 51 y 22 kilos, para la cuadrilla dirigida por Falo Toyos.
En Carrandi, Juan Carlos Sondesa Martínez, Sergio Fernández Villar y David Vicente Gutiérrez cobraban tres suidos de 30 kilos, cada uno de ellos.
Tres cuadrillas regresaron de vacío de sus monterías en los lotes de Pernús, Libardón y Selorio. Fueron las capitaneadas, respectivamente, por Silvino Álvarez, José Antonio Fonseca y Jesús Sánchez Vega.

Amieva
Muy buena boca
En Vis, interesante montería para la cuadrilla de Pancho Martínez. Allí, Josué Barredo tumbaba un jabalí de 100 kilos y muy buena boca, mientras que Javier Ferrao y Quero abatían otros dos verracos de 73 y 64 kilos. En Sebarga, Iñaki Crespo acertaba sobre dos cerdos salvajes con pesos de 63 y 40 kilos.

Peñamellera Baja
Un bermejo y gracias
En Arria, Ramón Corces pasaportaba un bermejo de 40 kilos. La cuadrilla de Ángel Echave acudió a Cavandi y se retiró a mediodía, a causa de las lluvias torrenciales.

Onís
Menos da una piedra
En La Cuestona, el cangués Francisco Sarmiento Sánchez fusilaba un macareno de 73 kilos para la palomilla de Bobia.

Pese a su juventud, Pedro García Rama dirige la cuadrilla del Pozu los Llobos. El sábado estuvo certero en Bustevela.

Reserva del Sueve
Patricia, en Fontanielles
En Cofiño, una cuadrilla de Salas abatió tres jabalíes de 62, 55 y 47 kilos. En Libardón, la palomilla colunguesa de Falo Toyos fusiló un cerdo salvaje de 68.
En Fontanielles, la piloñesa Patricia apioló dos gamos hembra y otro gamo hembra se llevó del mismo lote un cazador colungués. En El Potril, un cazador de Laviana cobró dos gamos hembra.

Reserva de Piloña
Poca cosa que contar
En Degoes, un gijonés pasaportó un rebeco macho selectivo. En Los Montes, un lavianés prendió un venado hembra.

Ver Post >
La caza del gamo llega a Ribadesella

Dos cazadores riosellanos abaten en Calabrez los primeros cérvidos en la historia del concejo. Las mejores hazañas de la jornada fueron para la cuadrilla piloñesa de Germán Noriega, que apioló cinco macarenos en Anayo, y para la parraguesa de Celestino Prieto, que pasaportó cuatro suidos y un corzo en Següenco.

Primer gamo. El riosellano Javier García Santiago abatió en Calabrez un gamo de 160 puntos. Se trata del primer rececho de la historia sobre este cérvido en el concejo de Ribadesella.

Ribadesella
Los dos primeros gamos
La semana pasada se celebraron en territorio riosellano los dos primeros recechos de la historia sobre el gamo. Esos aguardos tuvieron lugar en tierras de Calabrez, con óptimos resultados. Javier García Santiago abatía un gamo de 160 puntos y Marcos Martino Pintado cobraba otro de 145. En ambos casos estuvieron acompañados por el competente guarda del coto, Carlos Callejón.
Y no menos menos festejada debería resultar la hazaña del cazador ribadedense Pedro Pérez Ibáñez, miembro de la cuadrilla gestionada por Juan Carlos García, que tumbó en Sardalla tres verracos de 78, 73 y 64 kilos, en el lote de Moru.
En Barréu, Andrés Carbajal del Busto, José Ángel Carbajal Cristóbal y Enrique Suárez Celorio apiolaban tres jabalíes de 78, 64 y 51 kilos, para la palomilla de Toto. En Santianes, Guzmán Vega cobraba dos cerdos salvajes de 53 y 35 kilos.

El grupo parragués de Félix Soto abatió en La Toya tres jabalíes con pesos de 84, 63 y 60 kilos. :: G. F. B.

Cabrales
Nada de nada
Esta semana, Cabrales ofrece la peor cara de la moneda. Las cacerías celebradas en El Escobal, Poo y Bierru, por las cuadrillas capitaneadas por Reyes Martínez, Pepe Huerta y Fernando Pidal, respectivamente, finalizaron sin tocar pelo.

La Parraguesa
Los mejor, en Següenco
En Següenco, Alejandro Narciandi Intriago, Francisco Pis Ruiz, Alfonso Puerta Torre y José Manuel Díaz Gutiérrez abatían cuatro macarenos de 77, 54, 33 y 30 kilos, mientras que Francisco Carús Somohano tumbaba un corzo de 103,25 puntos.
Extraordinaria montería en La Toya para la palomilla de Félix Soto. Allí, Félix José Soto, Alberto Figaredo Alvargonzález y Luis Ángel Cofiño apiolaban tres navajeros de 84, 63 y 60 kilos. En Zardón, Guillermo Rodríguez Carmona fusilaba un verraco de 60 kilos, en tanto que Armando Mori Villanueva fulminaba un bermejo de 34 kilos y un corzo de 67 puntos.
En Fondrigones, Alberto García Menéndez prendía un jabalí de 62 kilos y Juan José Gutiérrez Cuenco un corzo de 91 puntos.
En el Aspru, Javier Collado Prieto cobraba un cerdo salvaje de 74 kilos. En Teleña, José Ramón Iglesias Blanco acertaba sobre un suido de 63. En Cetín, Ricardo García Rama no temblaba frente a un gorrino de 55. En Bustevela, Alejandro Martínez del Valle volteaba un puerco de 42. En La Cuesta, Alberto Fernández Fernández atinaba sobre un bermejo de 30.

La cuadrilla llanisca de Víctor Cotera se está especializando en la captura de poderosos navajeros. :: N. A.

Piloña
‘Manita’ para Germán
Espectacular cacería de la cuadrilla gestionada por Germán Noriega en el lote de Anayo. Juan Pérez Llenín abatía dos asimétricos jabalíes con pesos de 94 y 32 kilos, mientras que Juan Roberto Pérez Rodríguez, Ricardo Guisasola Argüelles y Luis Gonzaga Otero prendían otros tres de 83, 76 y 29 kilos.
En Cereceda, Nicanor Rodríguez González, Javier Cardín y Adolfo Faza apiolaban tres cerdos salvajes con pesos de 81, 73 y 54 kilos. El veterano Cardín recibió el bautismo como discípulo de San Huberto.
En Cayón, José Quintes Somohano, de la palomilla de Melendreras, pasaportaba dos suidos de 78 y 42 kilos. En La Cueva, Benito López Melendi y Juan Manuel Pérez Díaz acertaban sobre dos cerdos salvajes de 72 y 63 kilos. En La Castañal, Joaquín Fernández Fueyo y Hermógenes Fernández González prendían dos macarenos de 50 y 45.
En Rollamiu, Bernabé Menéndez Valdés volteaba un verraco de 58 kilos. En Los Montes, Daniel Manjón Martínez fulminaba un corzo de 87 puntos.
En los lotes de La Cueva y Sellón, Carlos Fernández González y Francisco de Borja Álvarez Vigil fusilaban, respectivamente, dos venados selectivos.

Los riosellanos de Toto Peón cobraron tres suidos en Barréu. :: G. F. B

Llanes
Hercúleo navajero
En el lote de La Mar, Ángel Galán Campillo tumbaba un hercúleo y peligroso navajero de 120 kilos, para la cuadrilla de Víctor Cotera. El verraco recibió dos disparos en el costillar y se resistía a entregar el pellejo en su frenética huida desde Bricia hacia Balmori.
En Mañanga, María José Rozada abatía un poderoso macareno de 83 kilos. Y en el Río de Nueva, excelente montería para la palomilla de Pedro Amieva con la captura de dos voluminosos cerdos salvajes que pesaron 105 y 84 kilos.
En San Cecilio, Ignacio Díaz Alonso, Fernando Concha Blanco y el tenaz Manolín Erice Junco pasaportaban tres suidos de 66, 57 y 40 kilos. En Cuetu Meré, Manuel Cuanda del Río apiolaba dos gorrinos de 50 y 33 kilos, mientras que Jesús del Río ‘Chuso’ tumbaba otro de 57. En Sierra Plana, Jorge Borbolla ‘Tato’ cobraba un marrano de 52 para el grupo de Aníbal Romano.

Onís
Ocho jabalíes excelentes
En La Cuestona, Ramón Asprón Asprón, vecino de Bobia, abatía dos jabalíes con pesos de 88 y 75 kilos, mientras que José María Alonso Antolín cobraba otro de 63, para la cuadrilla dirigida por Paco Cadenaba.
En Maliciegu, Francisco Suárez Linares, Alonso Navarro Uribe y Francisco Sarmiento Sánchez tumbaban tres excelentes verracos con pesos de 77, 73 y 70 kilos, para el grupo de Luis Sierra.
En Sirviella, Eugenio Cimadevilla Suárez y el gijonés Aurelio José Almodóvar prendían dos cerdos salvajes de 70 y 60 kilos, para la palomilla de Armando Amieva.

Doblete. En el coto de Piloña se llevan cobrados desde el comienzo de la campaña 85 jabalíes, 22 venados y 15 corzos. La cuadrilla de Ismael Cofiño, una de las más veteranas, contribuía el sábado a mantener esos buenos datos con la captura de dos verracos en el lote La Castañal.

Peñamellera Baja
Triplete en el Argayu
En el Argayu, Constantino Camacho, Rafael González y Vicente ‘el Madrileñu’ tumbaban tres jabalíes de 57, 48 y 45 kilos.
En Arria, Ángel Echave y Luis Vázquez Cotera apiolaban dos suidos de 50 kilos, cada uno. En Cuñaba, Fernando Berdial Merino fusilaba un poderoso verraco de 84.

Peñamellera Alta
Una jauría estelar
En Peleas, Pedro Roque y Felipe Trespalacios fusilaban dos macarenos de 53 y 35 kilos. En la batida tuvo una actuación estelar la jauría conducida por Francisco Berdeja Corao, de Trescares, y José Antonio Rubín, de Cáraves. Con mención especial para el perro que responde al nombre de ‘Chenoa’.

Colunga
De uno en uno
En Selorio, Luciano Álvarez Prada atinaba sobre un jabalí de 74 kilos. En Libardón, Falo Toyos abatía un suido de 63. En Pernús, José Ignacio Vallina Palacios acertaba sobre un gorrino de 48 kilos.

Descomunal. El llanisco Ángel Galán Campillo procede de una acreditada saga de cazadores con sede en Posada. El sábado, con las últimas luces del día, tumbaba un descomunal navajero en la zona de Bricia. El suido fue colocado sobre la báscula y detuvo el fiel de la balanza en los 120 kilos.

Ribadedeva
El regreso de Ibarlucea
En La Franca, Eloy Martínez y José Ibarlucea fusilaban dos puercos de 63 y 50 kilos, para el grupo capitaneado por Pepe Piney.

Amieva
Tres chones para Cañu
La cuadrilla de Cañu, gestionada por José María Fernández Soto, acudió al lote de Amieva, donde el parragués José Luis, vecino de Aballe, tumbaba dos cerdos salvajes de 60 y 50 kilos, mientras que el polés Santiago apiolaba otro de 55.

Certera. María José Rozada es una apasionada y veterana cazadora llanisca, integrada en la cuadrilla que dirige Lolo Piquero. El pasado sábado estuvo certera frente a un jabalí en el lote de Mañanga.

Reserva del Sueve
El cupo en Libardón
Extraordinario festín cinegético para una cuadrilla de Laviana en el cuartel de Libardón. La montería finalizó con el cupo, la captura de seis verracos simétricos y de fina estampa con pesos de 48, 50, 54, 57, 63 y 68 kilos.
En El Potril, Bernabé, conocido cazador de Campo de Caso, fusilaba un gamo de trofeo de 183 puntos y con medalla de bronce asegurada. Un cazador llegado desde Portugal cobraba en Fontanielles un gamo de trofeo, de 180 puntos. También en Fontanielles, un cazador de Laviana acertaba sobre un gamo selectivo.

Reserva de Piloña
Dos rebecas de trofeo
En Los Montes y Degoes se apiolaron dos rebecos hembra de trofeo. Y en Degoes, una palomilla regional cazaba un jabalí de 69 kilos.

Ver Post >
La plata del Sueve, camino de Panamá

El empresario panameño José María Fernández Pirla abatió un gamo de 190 puntos en El Potril. Esta fue una de las capturas más destacada de las últimas jornadas cinegéticas en el Oriente de Asturias. El puente del Pilar dejó buenos resultados cinegéticos en cantidad, calidad y variedad. En los montes de la comarca se abatieron 72 jabalíes, varios de ellos de más de 100 kilos, siete venados, cinco corzos, un gamo y un rebeco.

El panameño José María Fernández Pirla, a la derecha, con el gamo que abatió en El Potril. :: G. F. B.

Reserva del Sueve
Plata parece, oro no es
En el primer rececho de gamo para esta campaña saltó la sorpresa. El empresario panameño José María Fernández Pirla, un apasionado cazador que nunca falta a su cita anual con el Sueve, tumbaba un gamo trofeo de 190 puntos en el área de El Potril. Esta puntuación se considera como medalla de plata muy alta, aunque podría convertirse en oro a falta de valoraciones posteriores.
En Libardón, una cuadrilla de Grado abatía cinco navajeros con pesos de 100, 83, 74, 45 y 32 kilos. En Cofiño, una palomilla de Langreo cobraba tres suidos con pesos de 72, 58 y 40 kilos.
En Cofiño, la cuadrilla del parragués Olegario Fernández de la Parte prendía dos venados hembra, en batida. En Libardón, un cazador de Bimenes pasaportaba dos venados hembra, a rececho.

Cabrales
Hazaña de Manuel Ángel
En un fin de semana con luces y sombras para la actividad cinegética en el concejo, resulta necesario destacar la gran hazaña individual protagonizada por el joven Manuel Ángel García Viejo, cazador de la cuadrilla capitaneada por Reyes Martínez, que en el lote de La Ría tumbaba el domingo, cuando más llovía, cuatro verracos de 66, 60, 34 y 30 kilos. El chaval se encontraba situado en parajes de Vuelta Cabrina, muy cerca del Cuera y por encima de Pandejana, entre las localidades de Carreña y Arangas. Y resaltar que no es la primera vez que Manuel Ángel deja su puesto convertido en un cementerio de jabalíes.
En El Escobal, Carlos Fernández y Vicente de Diego abatían dos macarenos de 53 y 32 kilos.
Sin tocar pelo regresaron de los lotes de Poo y Berodia, las cuadrilla dirigidas por José Vigil y Fernando Pidal, respectivamente.

Reserva de Piloña
‘Manita’ en Los Montes
La palomilla piloñesa capitaneada por Pablo Bermúdez abatió cinco jabalíes de muy buen porte en Los Montes. En Degoes, un cazador vasco prendía un rebeco macho selectivo. En Degoes, un cazador local abatía un venado hembra.

La cuadrilla llanisca de Manolo Cuanda con un buen verraco. :: G. F. B

Llanes
El infalible Emilio Cuanda
En San Cecilio, el infalible Emilio Cuanda del Río pasaportaba un poderoso navajero de 110 kilos, mientras que Ángel Collado Verdayes y Roberto Cuanda Ruenes abatían otros dos de 50 kilos, cada uno. La montería se desarrolló en parajes de la Trapa, desde la localidad de Rales hasta el rompeolas de la playa de San Antolín.
En Mañanga, concretamente en los Cabezos de Vibaño, Baltasar Bueres Andión fusilaba un hercúleo suido de 110 kilos, en tanto que su hermano Juan Carlos Bueres Andión fulminaba un bermejo de 38, en la Traviesa de Lledías.
En Cuetu Meré, Fernando Antonio Santoveña Zapatero ‘Tono’, hijo del recordado ‘Pandín’, abatía un enérgico gorrino de 93 kilos, mientras que Luis Meré y Pedro Rodríguez cobraban otros dos de 55 kilos, cada uno. En La Mar, y cuando el día estaba a punto de convertirse en noche, Ángel Borbolla, el riosellano Ramón Quesada de la Vega ‘Carpio’ y Vicente Buj Ampudia apiolaban tres marranos de 74, 37 y 34 kilos.
En La Verde, Rafael Atuña Isla volteaba dos asimétricos jabalíes de 72 y 30 kilos, en tanto que Ramón Inés Molleda prendía otro de 37. En Sierra Plana, Casimiro Riestra, Jorge Borbolla ‘Tato’ y Miguel Rodríguez atinaban sobre tres cochinos de 64, 51 y 26 kilos. En el Barracón, Víctor Ángel Sánchez abatía un suido de 53 kilos. En Río Nueva, Joaquín Riestra Hidalgo acertaba sobre un bermejo de 35.

Piloña
Cobrar un corzo no es fácil
Paupérrimo fin de semana con la exigua captura de cinco verracos y tres corzos. Sucede que en este momento de la temporada, en algunos lotes, los cazadores antes de dedicarse al jabalí tienen que abatir primero un corzo. Y cobrar un cérvido macho en batida no es tan fácil como a veces se intenta explicar.
En Los Montes, Vicente Valle Isla y José María Vallejo Sierra acertaban sobre dos suidos de 53 y 47 kilos. En La Cueva, Juan Pérez Llenín abatía un jabalí de 86 kilos y Víctor Figaredo Rubio volteaba un corzo de 77 puntos. En Cayón, Borja Crespo Álvarez prendía un bermejo de 26 kilos y Ángel Caldevilla Pandiella tumbaba un corzo de 88 puntos.
En Rollamiu, Florentino Carreño pasaportaba un cerdo salvaje de 82 kilos. En Cereceda, Luis Eduardo Cardín Martino fulminaba un corzo de 99 puntos.

La Parraguesa
Colmillos sobresalientes
En Següenco, Gaspar Marcos Espina, Gerardo Laria San Martín, Ángel Fernández Soto y Olegario Fernández de la Parte abatían cuatro macarenos con pesos de 92, 57, 50 y 43 kilos. En Bustevela, Gabino Esteban García, Celestino Vázquez Dobarganes y Rubén Fernández Ordiz apiolaban tres verracos de 69, 54 y 40 kilos.
En Sinariega, Germán Rodríguez Roza abatía un navajero de 100 kilos y colmillos sobresalientes, y otro suido de 64. En Fondrigones, Roberto Vigil Rodríguez cobraba un jabalí de 73 kilos, en tanto que Alejandro de la Fuente Crespo y Manuel Antonio Martínez Pérez tumbaban dos venados de 126,95 y 87 puntos, respectivamente.
En La Cuesta, Alfredo García Fernández fulminaba un cerdo salvaje de 64 kilos y el riosellano Miguel Rosete Rosete un corzo de 85 puntos. En el Aspru, Francisco Díaz fusilaba un suido de 50 kilos y Juan Carlos San Martín Meré un corzo de 67,5 puntos. En La Toya, Vicente Rodríguez González acertaba sobre un puerco de 67 kilos.
Y aunque pueda parecer increíble, los cazadores cántabros de la cuadrilla que capitanea Victoriano Méndez regresaron del prolífico lote de Teleña sin un mal suido que llevarse al morral. También quedaron en blanco las monterías celebradas en los cuarteles de Zardón y Triongo. No se cazó en Cetín.

La palomilla colunguesa conocida como ‘La Roja’ cobró cuatro macarenos en el cuartel de Pernús. :: G. F.

Colunga
Cuatro para ‘La Roja’
Espectacular cacería de la cuadrilla dirigida por Sergio Fernández Villar, conocida como ‘La Roja’, en el lote de Pernús. Allí, Alberto Prieto Cueto abatía dos jabalíes de 92 y 57 kilos, en tanto que César Somavilla Pedrayes fusilaba otros dos de 58 y 44 kilos.
En Lue, Eloy Sánchez Vega volteaba dos gorrinos de 83 y 64 kilos.

Amieva
Triplete en Sebarga
Interesante montería para el grupo de Pancho Martínez en Sebarga, donde, tras desencamar nueve cerdos salvajes, José Ramón Álvarez Pérez ‘Mon’, Josué Cuadriello y Amador Priede fusilaban tres verracos de 74, 65 y 50 kilos. En Ríu Melón, Alfonso Vázquez y el sierense Pablo fulminaban dos macarenos de 88 y 55 kilos para la cuadrilla de José Mari Fernández Soto.

Ribadedeva
El llanisco Enrique
En Ulpiones, el llanisco Enrique González Santoveña y Álvaro Martínez abatían dos macarenos de 54 kilos, cada uno.

Peñamellera Baja
Navajero en el Argayu
En el Argayu, Tomás García Corral apiolaba un navajero de 83 kilos.

Peñamellera Alta
Escaso botín en Peleas
En Peleas, José María Corces Verdeja cobraba un suido de 62 kilos.

Ribadesella
El buen ojo de Carlitos
En Santianes, el llanisco Carlos García Perela ‘Carlitos’, que donde pone el ojo coloca la bala, tumbaba un cerdo salvaje de 54 kilos.

Onís
Excursión a Valdeón
La cuadrilla de Paco Cadenaba no tocó pelo en Sirviella pero regresó de una excursión cinegética a Posada de Valdeón con tres jabalíes. Uno de ellos, de más de 90 kilos de peso, lo abatía Alex Fernández, vecino de la localidad de Avín.

Ver Post >
Más de un centenar de jabalíes abatidos en Llanes

Los cazadores llaniscos abatieron el pasado fin de semana 19 jabalíes y con ese número de capturas ya son 105 los suidos que doblaron la rodilla desde el inicio de la actual temporada.

Solera. La cuadrilla que en la actualidad dirige Víctor Cotera es una de las de más solera y tradición de la región. Una auténtica reliquia cinegética, que fue cobijo de excelentes cazadores llaniscos desde principios del siglo XX.

Revisión. El hostelero Jovino Santoveña Llaneza y el empresario Manuel Cuanda del Río examinan, antes de que emprenda el camino al desolladero, las proporciones de un jabalí de 110 kilos que los miembros de su cuadrilla pasaportaron el pasado viernes cerca de la playa de San Antolín.

Buena boca. El joven Baltasar Bueres abatía el pasado sábado en Vibaño un hercúleo navajero que más que por el peso sorprendía por sus espectaculares colmillos, de ocho centímetros al exterior.

Certero. El veterano cazador José Antonio Quesada Valle, miembro de la cuadrilla de Riocaliente que dirige Ángel Martínez, estuvo certero frente a un verraco de 90 kilos en el Cuetu Meré.

 

Ver Post >
Sobresaliente montería en Cayón

Cinco cacerías en Piloña y cuatro en La Parraguesa terminaron sin capturas y en alguna de ellas sin ni siquiera efectuar disparos. Pese a ello, las cifras de la semana son aceptables con la captura de 78 jabalíes, tres corzos y tres venados.

La cuadrilla piloñesa de Chuso rodea al jabalí de 120 kilos que junto a otros dos, de 90 y 57 kilos, cobraron en el lote de Cayón. :: G. F. B.

Piloña
Espectacular navajero
Sobresaliente montería de la cuadrilla de Jesús Alonso ‘Chuso’ en el lote de Cayón, donde Emilio Servando González González abatía un espectacular navajero de 120 kilos, mientras que Vicente Martín Luces y Jesús Alonso apiolaban otros dos de 90 y 57.
No menos interesante fue la cacería de la palomilla de Ismael Cofiño en Anayo, donde Ismael Cofiño Fernández, Juan Carlos Rodríguez Marina, Humberto Santaeugenia Muñiz, Luis Eduardo Cardín Martino y Manuel Cepa Espina fusilaban cinco verracos con pesos de 83, 64, 60, 57 y 44 kilos.
En Rollamiu, Víctor Manuel Casado Ramos y Marcelino González Orvíz fulminaban dos macarenos de 73 y 66 kilos. En Cereceda, Miguel Pérez Durán y Manuel Benito López Melendi, ‘el de La Reboria’, tumbaban dos suidos de 54 y 48 kilos. En El Estelleru, Isidoro Martínez Morán cobraba un gorrino de 52 kilos y Alejandro Vega Ortíz prendía un corzo de 85,5 puntos.
En Los Montes, Modesto Solares, ‘el del Kelsey’, atinaba sobre un corzo de 96 puntos.
Sin tocar pelo finalizaron las monterías de jabalí celebradas en los lotes de La Carbazosa, La Cueva, Beroñes, El Castellanu y Sellón.
En El Castellanu, Secundino Felgueroso abatía un venado trofeo de 169 puntos en la modalidad de rececho. En Beroñes, José Manuel González González apiolaba un venado trofeo de 163 puntos.

La palomilla llanisca de Riocaliente abatió tres excelentes suidos, con pesos de 92, 83 y 74 kilos, en el cuartel del Cuetu Meré. :: G. F. B.

Reserva del Sueve
Seis verracos en Libardón
La cuadrilla parraguesa gestionada por Javier Feliz disfrutó de una productiva montería en el lote de Libardón con la captura de seis jabalíes que pesaron 84, 77, 66, 61, 42 y 35 kilos. Dos los abatía Juanito, el de La Pisón, y los otros cuatro verracos doblaban la rodilla ante los certeros disparos surgidos desde los rifles de Ángel Cofiño, José Manuel Mateo, Paco Valbuena y Simón.

Llanes. La cuadrilla que gestiona el joven llanisco Manolín García Granda todos los años anda por el centenar de capturas. Para seguir sumando, el pasado sábado abatían tres navajeros en el lote de La Verde.

Llanes
16 jabalíes con trapío
En La Verde, Damián Borbolla, Ramón Quesada y Juan Carlos de Novales tumbaban tres navajeros con pesos de 107, 80 y 45 kilos.
En Cuetu Meré, excelente montería de la cuadrilla de Riocaliente, capitaneada por Ángel Martínez, al cobrar tres cerdos salvajes que pesaron 92, 83 y 74 kilos.
En Mañanga, la palomilla de Jesús Álvarez Nieda ‘Chuchi’, volteaba tres macarenos de 90, 82 y 54 kilos, con certeros disparos de José Ramón Pardo Cortina, Toni Navaz y Víctor Díaz. En La Mar, Pedro Jesús Ruenes Piquero, Jesús Lobeto y Ricardo del Campo abatían tres gorrinos de 61, 54 y 50 kilos para el grupo de Lolo Piquero.
En Sierra Plana, Marcial Queipo y César Amieva, de la peña ‘Ceferino Gutiérrez’, de Nueva, prendían dos suidos de 62 y 50 kilos.
En el Barracón, Maximino Riestra, vecino de la localidad ribadedense de Boquerizo, no temblaba frente a un jabalí de 97 kilos. En San Cecilio, Roberto Noriega fusilaba un marrano de 63 kilos.

El Sueve. El grupo parragués dirigido por Javier Feliz disfrutó de una inolvidable montería en Libardón y al pasar revista se encontraron con que seis macarenos de 84, 77, 66, 61, 42 y 35 kilos habían doblado la rodilla.

La Parraguesa
Teleña y Següenco
Teleña y Següenco son, una semana más, los motores de este espacio cinegético de los concejos de Parres y Cangas de Onís.
En Teleña, Eusebio Pérez Fernández abatía dos jabalíes de 60 kilos, cada uno, mientras que José Ferrero Granda y Alberto Fernández Fernández tumbaban otros dos de 43 y 40. En Següenco, Alfonso Puerta Torre, Javier Salazar Torre, Isaac Martínez Huerta y Marcos Carbajal apiolaban cuatro verracos de 66, 60, 52 y 35 kilos.
En La Toya, Vicente Fornos Armiño y Ricardo González Rosete cobraban dos excelentes macarenos de 93 y 70 kilos. En Bustevela, Manuel Julio García y Eduardo Díaz Mosquera acertaban sobre dos suidos de 64 y 52 kilos.
En La Cuesta, Guillermo Coll González-Sala fusilaba un guarro de 60 kilos. En Cetín, Armando Mori Villanueva fulminaba un gorrino de 42 kilos.
Sin nada que llevarse al morral regresaron los cazadores de los lotes de Zardón, Triongo, Fondrigones y el Aspru.

Ribadesella
Infalibles los de Toto
Interesante montería en Moru para la palomilla de Toto Peón con la captura de tres verracos de 94, 60 y 54 kilos, con disparos efectuados por Roberto Capín Sánchez, René Fernández Cortina e Iván Peón. En Collera, Sabino Martínez Coya prendía un corzo de 95 puntos.
No hubo resultados positivos en los espacios de Barréu y Santianes para las cuadrillas de Víctor Caravia y Juan Carlos García .

 

Modesto Solares abatió un corzo de 96 puntos en Los Montes.

Cabrales
Doblete de Lucas
En Berodia, Lucas Valdés Tejeiro abatía dos jabalíes de 62 y 34 kilos, mientras que Jesús Campillo tumbaba otro de 60.
En La Ría, Álvaro Martínez, Felipe Fernández López y Manuel Torre fusilaban tres cerdos salvajes de 60, 53 y 37 kilos.
En El Escobal, Felipe Fernández López y Máximo Echizarreta Palacios apiolaban dos guarros de 70 y 32 kilos. En Bierru, José Antonio Dosal acertaba sobre un puerco de 40 kilos.

Colunga
Media docena de verracos
En En Libardón, Juan Luis García Ortíz y Juan Carlos Pendás Bada abatían dos jabalíes de 53 y 45 kilos. En Carrandi, David Vega Valdés y Javier Miravalles Sampedro tumbaban dos suidos de 43 y 25.
En Pernús, Amalio Estrada Fernández cobraba un verraco de 67 kilos. En Lue, Eduardo Rodríguez Fonseca acertaba sobre un cerdo salvaje de 60.

 

Onís
La jauría agarró un suido
En La Cuestona, el sierense Roberto Blanco González y el cabraliego Reyes Martínez Noriega apiolaban dos macarenos de 73 y 50 kilos.
En Sirviella, donde los perros desencamaron dos decenas de jabalíes, José Ignacio Fernández Fernández tumbaba un gorrino de 44 kilos. En Maliciegu, los perros de la jauría del cántabro Luis Salas Rodaeche agarraban a un suido de 40.

Ribadedeva
Un bermejo y gracias
En La Franca, Víctor Ruiz atinaba sobre un bermejo de 35 kilos.

Peñamellera Baja
Navajero para Laviana
En el Argayu, el lavianés José Alberto Martínez García, de la cuadrilla de Trelles, prendía un poderoso navajero de 87 kilos.

Peñamellera Alta
Un macareno despeñado
La palomilla de Antonio Soberón Corral regresó del lote de Jana con dos macarenos: Uno lo fusilaban, a disparos alternativos, entre Leoncio Soberón y Antonio Soberón, mientras que el otro se despeñaba en la zona conocida como ‘La Mata de Cáraves’.
El grupo de Ramón Campillo Gómez no tocó ni vio pelo en el cuartel de Rubó.

 

La cuadrilla piloñesa que capitanea Ismael Cofiño, una de las de más solera en la comarca, terminó casi de noche su cacería en el prolífico lote de Anayo. Abatió cinco ejemplares.

Amieva
Pedro, certero en Vis
En Vis, Pedro Sánchez Amieva, del restaurante La Roca, tumbaba un navajero de 74 kilos. En La Fresneda, Manolo, el de Pola de Allande, cobraba un jabalí de 62 kilos para el grupo ovetense de Aurelio Álvarez.

Reserva de Piloña
Poca cosa que contar
Un cazador gijonés, socio del coto de Lena, abatía un venado selectivo en el lote de Degoes.

Ver Post >