El Comercio
img
Los cazadores afrontan la última semana de batidas
img
Guillermo Fernández y Dani Busto | 22-02-2017 | 04:18

El piloñés Armando Cueto tumbaba cuatro jabalíes en Libardón y tres verracos apiolaba el naveto Avelino Camblor en La Cuesta de Cangas

En la comarca oriental asturiana, con la actividad reducida a solo siete cotos, se abatían durante el pasado fin de semana 44 jabalíes, ocho venados y un gamo. Y el próximo fin de semana se acaba la caza en Asturias.
En tierras de Parres y Cangas de Onís, la zona más prolífica, se cobraron 19 macarenos y un venado. En el cuartel que engloba los lotes de Fondrigones y el Aspru, Eloy Sánchez Vega pasaportaba dos verracos de 75 y 40 kilos, mientras que José Miguel de la Vega García y Francisco Pis Ruiz tumbaban otros dos de 60 y 40, además de apiolar un venado de 158 puntos, con certero disparo de José García Fernández.

La cuadrilla colunguesa de Jaime Alberto Llera tumbó tres suidos en Selorio y lleva 42 verracos apiolados esta temporada. :: E. C.

La cuadrilla colunguesa de Jaime Alberto Llera tumbó tres suidos en Selorio y lleva 42 verracos apiolados esta temporada. :: E. C.

En Següenco, José María Sordo Tomás, Florentino Díaz y José Antonio Quintana Vallejo volteaban tres suidos de 80, 75 y 70 kilos para el grupo llanisco de Manuel Julio García. En La Toya, Sergio Díaz Sierra, Ángel López Liaño y Roberto Fernández Peña atinaban sobre tres suidos de 70 kilos, cada uno, para la cuadrilla llanisca de Manolín García. En La Cuesta de Cangas, el naveto Avelino Camblor Viado fusilaba tres bermejos de 30 kilos, cada uno. En Zardón, Ignacio Poladura y Ángel Escobio Cayarga fulminaban dos navajeros de 80 y 75. En Sinariega, José Antonio Iglesias e Ismael González Rozada acertaban sobre dos cerdos salvajes de 40 y 30. Se abatió un jabalí en Cetín y otro en Triongo.

El grupo de Luis Sierra abatió esta campaña 25 macarenos, en Onís. :: Pepillo.

El grupo de Luis Sierra abatió esta campaña 25 macarenos, en Onís. :: Pepillo.

En la Reserva del Sueve, once jabalíes y un venado perdían el pellejo. En Libardón, el piloñés Armando Cueto Ardavín fusilaba cuatro macarenos. En el mismo lote, el piloñés Juan Roberto Pérez Llenín tumbaba un navajero de 100 kilos y sus compañeros de partida volteaban otros dos, de 60 y 70. De Caravia-Alea se llevaba tres suidos, de entre 40 y 60 kilos, una palomilla llegada desde El Entrego. En el mismo cuartel, el grupo riosellano de Juan Carlos, el de Pando, abatía un venado.

Monteros de la cuadrilla de Delio, con tres jabalíes. :: D. M. Molina

Monteros de la cuadrilla de Delio, con tres jabalíes. :: D. M. Molina

Seis macarenos en Colunga

En tierras de Colunga, seis jabalíes entregaban el salvoconducto. En Selorio, Ramón Peón Blanco, José Manuel Fernández González y Pedro Luis Álvarez Suárez volteaban tres gorrinos de 65, 45 y 40 kilos. En Pernús, Iván Toyos Alonso pasaportaba dos bermejos de 40 kilos, cada uno, en tanto que Rogelio González García fulminaba un gorrino de 60.

La cuadrilla de Luciano, con tres macarenos. :: M. Gutiérrez

La cuadrilla de Luciano, con tres macarenos. :: M. Gutiérrez

Otros seis jabalíes caían en Amieva. En Vis, una palomilla de Nava fusilaba tres cerdos salvajes de 80, 50 y 40 kilos. En Argolibiu, una cuadrilla cántabra pasaportaba tres suidos de 60, 50 y 40. Sin fortuna montearon los grupos locales de Iñaki Crespo y Pancho Martínez por los lotes de Amieva y Sebarga, respectivamente.

En Ribadesella se cobraron 114 jabalíes, 14 corzos, cuatro gamos y dos venados. :: J. Ll.

En Ribadesella se cobraron 114 jabalíes, 14 corzos, cuatro gamos y dos venados. :: J. Ll.

En Peñamellera Baja, en Cuñaba, Eusebio Sobejano atinaba sobre un macareno de 45 kilos. Otro suido del mismo peso abatían en la cacería celebrada en el Argayu.

En Piloña, se cobraron seis venados y un gamo. En Cereceda, Manuel Ávila apiolaba un gamo de 158 puntos. En Rollamiu, José Mauricio Fernández Gómez pasaportaba un venado selectivo. En el mismo lote, Clemente Villa y Javier Robledo tumbaban dos venados hembra. Un venado selectivo fusilaba en Beroñes Olegario Niño. Julio Braga y Manuel Ignacio prendían dos venados hembra en El Castellanu y Beroñes, respectivamente.

Buen jabalí apiolado en Buiza por un grupo de asturianos. :: D. M. M.

Buen jabalí apiolado en Buiza por un grupo de asturianos. :: D. M. M.

En el concejo de Onís, sin tocar pelo regresaban de los lotes de Maliciegu y La Cuestona las cuadrillas gestionadas por Paco Cadenaba y Armando Amieva, respectivamente.

Así salieron del monte este año miles de jabalíes en los diferentes cotos asturianos. :: G. F.

Así salieron del monte este año miles de jabalíes en los diferentes cotos asturianos. :: G. F.

Tres cupos en Morcín

A falta de una semana para cerrar la temporada, la jornada de caza también dejó buenos resultados en otros concejos de la región. Por ejemplo, en Morcín, donde se desarrollaron tres cacerías que lograron el cupo. La cuadrilla de Víctor abatió tres ejemplares en lote de La Esperanza, uno de ellos resultó ser una hembra de 70 kilos.

 Los dos Manuel Ávila con un gamo en Cereceda. :: Asdeca

Los dos Manuel Ávila con un gamo en Cereceda. :: Asdeca

Los de Avelino apiolaron tres verracos en el lote de Palomar, uno de ellos fue otra hembra de 70 kilos. Finalmente, la cuadrilla de Manolo pasaportó tres suidos en Siones, uno de ellos de unos 80 kilos. El resto de pesos rondaron los 50 kilos. En total, se va camino de los 400 verracos abatidos en Morcín.

Venado abatido por la cuadrilla piloñesa de Chuso. :: Asdeca

Venado abatido por la cuadrilla piloñesa de Chuso. :: Asdeca

Las últimas batidas de la temporada se realizarán el próximo fin de semana, y una de ellas será de cazadores veteranos.
En Villaviciosa, la cuadrilla de Luciano suma 36 muescas desde que comenzó la temporada. Tres de ellas las firmaron el pasado domingo. Su batida se desarrolló por el coto Carrión, en el lote 2 (Rales), donde cazaron tres macarenos: en la zona de Ñabla, uno de 60 kilos, con disparo de Mario Pando Riestra; en la zona de la Posadera, otro, de 70 kilos, abatido por Armando Iglesias Colado; y un tercero, de 70 kilos, fusilado por José Manuel González Fernández.

Monteros llaniscos de la palomilla de Lolo Piquero. :: G. F. B.

Monteros llaniscos de la palomilla de Lolo Piquero. :: G. F. B.

En el área 1 (Miravalles), la cuadrilla de Fernando mató cinco jabalíes: tres hembras y dos machos, que oscilaron entre los 70 y los 40 kilos. Finalmente, en el área 3 (Vallés), la cuadrilla de Daniel cazó un macho de unos 50 kilos.

En el coto de caza El Picón, en Tapia de Casariego, probaron suerte las cuadrillas de Pablo Sierra y Agustín, pero sin resultados este pasado fin de semana. Los primeros fueron el sábado por la zona de La Roda, dirección a Castropol, y los segundos desde La Roda hacia La Caridad.

El parragués Aitor Collía. :: J. Ll.

El parragués Aitor Collía. :: J. Ll.

En este coto, se cuentan en total 70 jabalíes abatidos. Cuarenta de ellos por los de Sierra, y treinta por los de Agustín.
Finalmente, la Agrupación Deportiva de Cazadores San Bartolomé de Nava continúa con sus batidas de venados. La cuadrilla de La Barraca abatió uno en Don Diego a cargo de Damián Coto; y la cuadrilla de Monga apioló una hembra en Gamonal, a cargo de Jaime Pandiella.