El Comercio
img
Fecha: agosto, 2015
Reunión
Antonio Ochoa 24-08-2015 | 9:17 | 0

Con el calorcillo del verano ralentizando la actividad pública y la gente reservándose para la batalla de las generales, queda mucho tiempo para la divagación. Divaguemos, pues, un poquito. Imagínense que los periodistas hubiesen sorprendido a Florentino Pérez reunido con Rafa Benítez allá por el mes de mayo y que, para justificar el asunto, hubiesen aducido que Benítez tenía un problema de humedades en su casa y que, como Florentino está metido en el tema de la construcción, lo llamó para consultárselo. Se hubieran escuchado las carcajadas desde el San Siro al Maracaná. El Sr. Pérez puede haber gestionado maravillosamente ACS, pero dudo mucho que sepa distinguir una tubería eléctrica de una del agua. Es más, viendo como manejó algunos problemas de “filtraciones” que tuvo, yo preferiría llamar antes a Manolo y Benito.
Pues bien, el Ministro del Interior aseguró haberse reunido con el Sr. Rato para discutir temas de amenazas y seguridad y hubo gente que afirmó creérselo. Es posible, incluso, que alguno se lo creyera de verdad; que aceptara sin problemas que el Sr. Ministro es experto en otras amenazas diferentes de Podemos o Ciudadanos u otra seguridad que no sea la de su chollo. Pero lo peor no es que esta explicación sea falsa, es que se considerase justificativa en caso de ser verdadera. En este país hay mucha gente que se siente en peligro: mujeres amenazadas por sus antiguas parejas, ciudadanos perseguidos por enfrentarse a abusos, muchos inocentes que viven en el temor y que no disponen de medios propios para protegerse. ¿Va el Sr. Ministro a reunirse con todos ellos?
No me extraña que a los políticos les moleste el término “casta”. Siempre que te apuntan con una palabra, por inocente que parezca, debes ponerte en guardia porque está cargada; todas las palabras lo están. Y esta es más peligrosa porque está cargada de verdad, porque ellos mismos se otorgan privilegios diferentes a los del resto de los mortales y luego se escandalizan si alguien osa siquiera cuestionarlos.

Ver Post >
Lluvia de agosto
Antonio Ochoa 20-08-2015 | 12:11 | 0

Llueve suave, persistentemente. El cielo gris plomizo hace resaltar en el paisaje recién lavado los colores intensos que el sol y el polvo le habían quitado. El horizonte asturiano es siempre nítido y familiar; el límite entre el cielo y la tierra está bien definido y todas las montañas, prados y bosques que se ven tienen nombre. Y en los días como hoy las cosas parecen aun más cercanas, más reales. Creo que, para apreciar realmente la belleza de nuestra tierra, hay que observarla en un día nublado de verano, con su capa gris de nubes y su traje verde de fiesta.
Miro por la ventana y sigue lloviendo. Ningún fenómeno meteorológico suscita una aprobación más unánime entre la gente del campo asturiano que varios días seguidos de chubascos en esta época, especialmente tras una sequía tan larga como la pasada. No hay cosechas que se estropeen ni labores que no se puedan diferir, el descanso forzado es, incluso, bienvenido. Pronto algunas hierbas verdes volverán a asomarse en los prados agostados y las huertas dejarán por un tiempo de clamar por el riego. El agua mansa, sin trombas ni pedriscos, es una bendición para la tierra.
Oscurece y el gris del atardecer se suma al gris de las nubes. Pocas cosas hay que susciten tanto disgusto entre cierto tipo de “veraneantes” como varios días seguidos de llovizna. Privados de la playa, la piscina y las terrazas, las tardes se vuelven vacías e interminables. Se agrupan bajo los aleros como almas en pena, tapándose la cabeza con una chaqueta y preguntando dónde están las visitas culturales de emergencia. Se distinguen fácilmente de los otros turistas, amantes de la naturaleza, que, equipados con ropa y calzado apropiados, salen al monte todos los días sin importarles lo que esté cayendo. Estos últimos días me han permitido apreciar que estos intrépidos andariegos abundan entre nuestros visitantes y me alegro, ellos son los que mejor pueden compartir con nosotros la belleza que nos rodea.

Ver Post >
El cartel de la Cortina (in memoriam)
Antonio Ochoa 10-08-2015 | 10:49 | 0

Han quitado el cartel del malogrado Centro de Salud de la Cortina. Me vienen a la mente las tardes en que nos acercábamos hasta los bancos de encima a charlar, ver el paisaje y, de paso, echar una piedrecita al agujero en recuerdo de aquella primera piedra que nunca llegó. Con el paso del tiempo este pequeño acto reivindicativo acabó siendo un ritual y ya ni me fijaba en el cartel, pero ahora que no está, lo echaré de menos. Sé que lo que decía no era cierto del todo, que el Centro de Salud nunca estuvo contemplado en ningún proyecto oficial, que todo fue propaganda electoral (¡Qué crédulos llegamos a ser!), que lo que (teóricamente) se pretendía era expandir la superficie edificable (de manera no muy edificante, por cierto) para satisfacer la enorme demanda de vivienda de gente que iba a venir a Cangas a trabajar en…, en…, en lo que fuese.
Verdadero o falso, demagogia de unos u otros, el cartelito estaba ya retirado de la vida pública y empezaba a difuminarse, a ser casi invisible, como les sucede a tantos políticos que antaño fueron poderosos cuando pierden el cargo. Y, al igual que a estos, su deceso lo ha devuelto a la actualidad y su ausencia le ha devuelto el brillo perdido. No se han quitado una espinita, han quitado una postilla y abierto otra vez la herida, han agrandado un agujero creando otro en medio. Han desenterrado un muerto que no les correspondía, algo poco inteligente, y ahora tendrán que cargar con él. Es algo completamente sin sentido porque cualquier responsabilidad penal que hubiese está dilucidada o prescrita, las responsabilidades políticas les correspondió a los ciudadanos exigirlas con sus votos y las responsabilidades económicas las asumirán esos mismos ciudadanos con sus impuestos. Ya va siendo hora de que dejemos de perder el tiempo en rencillas rancias que no llevan a ningún lado, luchemos por tener un futuro y dejemos que los muertos entierren a sus muertos.

Ver Post >
Mosqueo público II
Antonio Ochoa 04-08-2015 | 11:33 | 0

Se preguntarían el otro día cómo se puede dilapidar un montón de dinero público sin que nadie proteste. Es sencillo, puede que los políticos no sean muy respetuosos con las normas de urbanismo, pero hay una norma de urbanidad que todos respetan cuando comen: “No hablar con la boca llena”. Además, quien tiene mucho que callar, debe hacer caso a la sabiduría popular: “En boca cerrada no entran moscas”.
Si hasta aquí actuaron todos igual, la solución final será diferente según el partido que gobierne. Uno de corte liberal, optará por cerrar la dependencia invadida por las moscas y privatizar el servicio que se adjudicará, casualmente, a la empresa de un amigo “muy generoso” por lo mismo que costaba hasta ahora ,con lo que las finanzas municipales no notarán ninguna mejoría. Él contratará a la mitad de personal para que trabaje doce horas cobrando media jornada, con lo que aumentará el paro, disminuirá la calidad de los servicios públicos, pero las finanzas de algunos particulares mejorarán sensiblemente.
Un gobierno de corte progresista contratará a dos atrapadores de moscas, dos abridores de ventanas, dos expulsadores de moscas y dos cerradores de ventanas, todos ellos, casualmente, con carné del partido. Esto hará disminuir el paro, a corto plazo. Desdichadamente, las finanzas municipales no soportarán tanto gasto de personal y se dejará de pagar a los proveedores, las empresas irán a la quiebra y, a medio plazo, el paro aumentará considerablemente.
Un gobierno verde llegará a la conclusión de que, si hay tantas moscas, es por falta de depredadores naturales, por lo que se comprarán, casualmente al criadero de un amigo del partido, un buen número de lagartijas y varias culebras para evitar que proliferen. Como hay mucha gente con prejuicios hacia los reptiles, los trabajadores se trasladarán a otra dependencia alquilada y ésta se dedicará al proyecto “Control Ecológico de Plagas” financiado con el dinero de todos, pero gestionado, casualmente, por una fundación afín.
¿Alguno de estos Villamoscas le suena?

Ver Post >

Últimos Comentarios

MariaLadina 12-03-2017 | 10:22 en:
Puro aire
abochoar_517 18-06-2015 | 05:47 en:
Preguntas

Categorías

Etiquetas

Otros Blogs de Autor