El Comercio
img
Fecha: septiembre, 2017
Ensoñaciones independientes
Antonio Ochoa 25-09-2017 | 9:44 | 0

Hay sueños tan dulces que odiamos cualquier cosa que nos saque de ellos. Más de un despertador llegó a un abrupto final por culpa de esto. Nadie quiere volver de ese mundo maravilloso donde todo es posible sin esfuerzo a la dura realidad llena de fatigas y limitaciones. Ése es, precisamente, el problema de los independentistas catalanes. Durante años les han ido cantando nanas y contando cuentos hasta que se han quedado traspuestos, soñando con un país fantástico en el que ellos eran más listos, más trabajadores y más guapos que nadie y donde, en cuanto se liberasen de los “otros”, serían felices para siempre. ¡Es tan bonito! ¿Cómo van a querer volver a la vida real, a esa donde son españoles como los demás que votan a sabiendas a corruptos y por eso están como están? ¿Cómo pedirles que comparen el Parlament con el Bundestag y con las Cortes para comprobar cuáles se parecen como dos gotas de agua? Yo tampoco querría.

Desdichadamente, despertar, además de duro, es también inevitable. Puedes tomártelo con café y resignación o intentar caminar dormido por la calle hasta que te des de morros con una farola. Algunos catalanes parecen haber optado por este segundo método y están llegando a una hilera completa de ellas. Será un poco duro, pero peor sería que las sorteasen y consiguiesen llegar al abismo que se abre más allá. Porque el sueño independentista no es una república catalana, son tres: la República Feliz de los ilusos (que nunca existirá fuera de sus cabezas), la República Bananera de Convergencia (donde el tres por ciento se convertiría en el treinta) y la República Bolivariana de la CUP (donde todos tendrían que pensar como ellos). Y todas ellas pasan por una limpieza étnica antiespañola, primero, y una limpieza ideológica de disidentes, después. Y es que la vida real tiene sus prosaicas necesidades y los banquetes soñados no las satisfacen. Por eso, cuando pasas demasiado tiempo dormido y te olvidas del condumio, tus sueños se acaban convirtiendo en pesadillas.

Ver Post >
Tertulias
Antonio Ochoa 18-09-2017 | 10:11 | 0

Hace poco, en uno de esos momentos de debilidad que todos padecemos, encendí la tele mientras desayunaba y, quizás por fatalidad o porque proliferan a esa hora, me encontré con una tertulia. Mientras localizaba el mando, tuve la oportunidad de escuchar una (supuesta) gracieta comparando la destrucción causada por el Irma con la causada por el régimen castrista. Cambié de canal, caí en otra tertulia y hete aquí que escucho la misma gracia en boca de otro tertuliano. ¿Telepatía? Bueno, no me pareció muy normal, pero tampoco, paranormal. ¿Casualidad? Podría ser, si este tipo de “coincidencias” no fuesen demasiado frecuentes para ser fruto del azar. No, la explicación es más sencilla, más prosaica: “Consignas”.

Cada día, los comités correspondientes de los partidos se reúnen para decidir cuáles quieren que sean los temas de actualidad y lo quieren que sus simpatizantes piensen sobre dichos asuntos. A continuación, les explican a sus “tertulianos”, “informadores” y “escritores” de plantilla lo que tienen que decir y éstos lo repiten en telediarios, programas de opinión y artículos, sin problema. Después, como en una epidemia, sus seguidores asimilan el virus y lo trasmiten a sus amigos, extendiendo la plaga a toda la población. Muy pocos parecen molestarse en hacer “zapping” para contrastar versiones y, menos aún, en aplicar su propio sentido crítico a lo que oyen.

Con este corrupto y extendido sistema, la “opinión libre” del “pueblo soberano” acaba siendo mucho menos libre y soberana de lo que convendría en un país democrático formado por ciudadanos y mucho más propia de una secta formada por creyentes. Resulta deprimente también lo poco que cuesta encontrar en este país a alguien que mienta, manipule y calumnie por tí a cambio de un puñado de monedas. Por el bien de nuestra democracia, deberíamos reducir drasticamente la oferta de sicarios armados con palabras envenenadas y aumentar en igual medida el número de ciudadanos capaces de notar cuándo los están adulando y diciéndo lo que quieren oír para manipularlos. Cuando alguien te acaricia la oreja, algo quiere de tí.

Ver Post >
Seguimos adelante
Antonio Ochoa 10-09-2017 | 7:53 | 0

No pudo ser. El premio de Pueblo Ejemplar de Asturias se va al Oriente este año. Ni Allande ni Moal han podido ver sus esfuerzos culminados con el éxito. Es lógico sentir una cierta decepción y una sensación como de resaca después de todos estos meses de ajetreo. Pero éste es sólo un pequeño revés, un paso al lado (que no atrás) que tenemos que asumir. Sólo queda felicitar a los ganadores y volver a la tarea. Ellos hubieron de presentarse seis veces para conseguirlo, no son mal “ejemplo” de constancia para copiar. Cuando persigues un sueño, no importa las veces que caigas, lo importante es que cada vez aprendas algo y vuelvas a levantarte.

De ningún modo debemos pensar que todos nuestros desvelos han sido en vano. La labor realizada, los apoyos conseguidos y el espíritu de trabajo en común están ahí y ahí seguirán para que podamos continuar construyendo sobre ellos, tanto en este asunto como en otros. El futuro de nuestra comarca no puede quedar al albur de decisiones ajenas. Saldremos a flote o nos hundiremos por la fuerza de nuestros brazos. Si alguien aparece a echarnos una mano, bienvenido sea, pero seremos ilusos si esperamos que los tirones hacia arriba superen a los empujones hacia abajo. Porque, últimamente, las declaraciones de nuestros dirigentes están tan llenas de buenas palabras como sus decisiones, llenas de malos hechos. Hablan de “proteger el medio rural”, pero luego se dedican a amargarnos la vida a los que vivimos aquí a base de prohibiciones y trabas, de modo que parecen querer protegerlo de nosotros, echándonos. Dicen que hay que ” fijar población”, pero sus disposiciones parecen más encaminadas a evitar a toda costa que alguien pueda establecerse aquí y crear un negocio, de manera que la población se fije en el Centro. Si hemos empezado a levantar cabeza ha sido gracias a nosotros mismos y, si queremos llegar a ponernos en pié, tendremos que seguir sudando. De Oviedo sólo vendrán a hacerse fotos y colgarse medallas cuando toque.

Ver Post >
Gota fría
Antonio Ochoa 04-09-2017 | 10:04 | 0

Ha sucedido otra vez. Aquella excepcional granizada que azotó la comarca hace algo más de un año ha resultado no ser una excepción. De nuevo la piedra ha asolado las zonas donde ha caído, dejando huertas y viñas completamente destrozadas. Mucho me temo que la famosa gota fría que solía visitar el Levante en estas fechas ha emigrado al Norte y le ha tomado gusto. Todo ello, como culminación de un año extraordinariamente seco y caluroso que ha dejado las reservas de agua bajo mínimos. El clima está cambiando y no para mejor. Las noticias de ciclones, inundaciones y otros desastres naturales relacionados empiezan a ser tan habituales que pronto dejarán casi de ser noticia. A estas alturas, incluso aquellos políticos ultraliberales que hace un par de décadas decían que lo del calentamiento global era un bulo de los ecologistas intentan borrar sus palabras de las hemerotecas. Por lo que sé, sólo el Sr. Trump afirma que no es para tanto y, después de lo de Texas, quizás ni él.

Un cuarto de siglo tarde, lo hemos reconocido. Era necesario, importante, pero, por sí sólo, no sirve para nada. Si dedicamos otros veinticinco años a pensar que hacer, probablemente no tendrá solución. Es necesario tomar medidas ya y éstas han de ser enérgicas, planificadas a largo plazo y afectar a todo el planeta. Desdichadamente, los únicos que pueden hacerlo, nuestros líderes mundiales, no se caracterizan, precisamente, por su grandeza de miras. Se mueven remolonamente entre la presión de la opinión pública (que es la que les sostiene) y los intereses de las multinacionales (que son las que les pagan), procurando contentar a los primeros con palabras y gestos y a las segundas, con hechos y beneficios. Incluso los acuerdos más nimios son rechazados o incumplidos. Sospecho que sólo cuando la situación se vuelva insostenible, se intentará poner remedio. Por mi parte, no me siento muy optimista. Les recomiendo que se vayan preparando. Yo, de hecho, estoy buscando por Internet a ver si Noé dejó planos del Arca.

Ver Post >

Últimos Comentarios

MariaLadina 12-03-2017 | 10:22 en:
Puro aire
abochoar_517 18-06-2015 | 05:47 en:
Preguntas

Etiquetas

Otros Blogs de Autor