El Comercio
img
EL ECO DE JAVIER FERNÁNDEZ
img
Juan Neira | 07-07-2017 | 14:35

En el mismo escenario gijonés que José María Pérez había comparecido como aspirante a la Secretaría General del partido, presentó su alternativa Adrián Barbón. En el acto no estaba el staff de la FSA, pero tampoco se trataba de unos alternativos: Adriana Lastra, María Luisa Carcedo, José Luis Alperi, Tino Blanco. Unos y otros compartieron los mismos pecados, salvo la abstención ante la investidura de Rajoy. Había ganas de oír los primeros mensajes del precandidato “sanchista”. No defraudó. Si gana las primarias, su primera actuación como líder del partido consistirá en sentar en una mesa de negociación a Javier Fernández con los dirigentes de Podemos e IU. A continuación, su objetivo estará cifrado en arrebatar la Alcaldía de Gijón a Foro.

Adrián Barbón es un hombre inteligente, brillante, buen conocedor de su partido y con suficiente experiencia política. Aun con ese bagaje no sé si cayó en la cuenta de que los deberes que se marca para el primer día de su hipotético mandato como líder del partido ya los acaba de cumplir Javier Fernández. La última oferta del presidente del Principado tuvo como destinatarios a Podemos e IU, planteándoles formar una mayoría parlamentaria de izquierdas. Curiosamente, Javier Fernández incluyó en el lote de acuerdos la Alcaldía de Gijón. Guillermo Martínez, consejero de Presidencia, volvió a repetir el ofrecimiento de su jefe, por si alguien no se había enterado. Pese a ello, Adrián viaja de Pola de Laviana a Gijón para decir exactamente lo mismo. Al tratarse de un hombre inteligente y brillante no sé si el discurso estaba ideado para transmitir subrepticiamente la idea de continuidad en la cúpula del partido, pero ese mensaje lo encarna mucho mejor José María Pérez que metió en su equipo de trabajo a todos los “javieristas”, con la excepción de Javier Fernández, por razones estéticas: un presidente autonómico, en ejercicio, no debe ser asesor de un concejal.

La idea de la unidad de la izquierda es muy del gusto de Sánchez. Quizás de ahí la tomó Barbón. En un acto de presentación se pueden decir muchas cosas, pero es bueno tener los pies en el suelo. Podemos acaba de responder al ofrecimiento de diálogo de IU para presentar una alternativa de gobierno en Asturias, excluyendo expresamente al PSOE. En cuanto a Gijón, los problemas de entendimiento de la izquierda son similares. A lo mejor, sólo pretendía conquistar a José María Pérez, ofreciéndole la Alcaldía de Gijón el día que mande en Oviedo.

Sobre el autor Juan Neira

Etiquetas

Otros Blogs de Autor