Blogs

Miguel Silveira

PSICÓLOGO DE CABECERA

TRAMOS LARGOS, METAS CORTAS

He leído mucho sobre la importancia de marcarse objetivos en la vida, y sobre el sentido de dirección que te da ponértelos o verlos, pero nunca hasta ahora había leído algo tan razonable sobre los objetivos a medio y largo plazo y la importancia de ponerse metas cortas y cumplirlas.

Lo leí en “Tenía que sobrevivir” el libro del Dr. Canessa, jugador de rugby y estudiante de medicina, gracias al cual y un compañero consiguieron llegar, andando durante diez días, a la “civilización” y avisar de su estado y el de sus compañeros perdidos en los Andes, después del famoso accidente de aviación que hace más de treinta años sufrió un avión en aquella zona.

Creo que lo mejor es transcribir sus impresiones. Dice.

“No bien di los primeros pasos en la falda suave del glaciar decidí utilizar una fórmula que usaría hasta llegar a destino: imponerme metas cercanas y cumplirlas y luego seguir con otra meta cercana, que podía ser una roca, una saliente, una formación diferente en la montaña que identificaba y veía ahí nomás, y llegar a ella, sin pensar en otra cosa. No planificar tramos largos, ni mucho menos pensar en el final, sino concentrarme en lo inmediato, que me resultaba más factible y cada pequeño logro actuaba en mi ánimo como un aliciente.”

El objetivo a largo plazo o el final de un proceso sirve de orientación, como digo, pero si parece inasequible, aunque lo sea, lo mejor es centrarse en lo inmediato y resolverlo y la suma de pequeños pasos o metas cortas da como resultado llegar a ese final casi como consecuencia inmediata. Ver el final si se antoja lejano y poco probable produce incertidumbre, desesperación y gran desasosiego. Por eso, de acuerdo con Canessa, es mejor ir sumando los muchos pocos inmediatos, de ahora mismo, lo que se pueda hacer ahora, hoy, que harán probable llegar a buen final si los pasos o metas cortas se han ido dando en buena dirección. Eso anima e impulsa para seguir el siguiente tramo y asi sucesivamente. Metas cortas, cuando el objetivo final parece inasequible. Y esta actitud obra milagros, como el suyo, al conseguir después de gravísimas dificultades e inconvenientes, llegar a dar la voz de alarma y conseguir ser rescatados.

Tan cortos eran sus tramos que para no desfallecer, a pesar de lo débiles que estaban, acordaron dar treinta y tres paso nada más cada vez. Pero a base de esa diminuta distancia a los diez dias llegaron a la civilización.

Temas

logros, metas, Miguel Silveira, motivación, objetivos

Temas de psicologia cotidiana para ayudar a vivir mejor

Sobre el autor

Psicólogo clínico, experto en ansiedad y estrés C/ Carlos Marx,1 - 6º D Gijón (Asturias) http://www.miguelsilveira.com http://www.estresyansiedadonline.com

enero 2018
MTWTFSS
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
293031