El Comercio
img
PP asturiano roto, otra vez.
img
Jose Manuel Balbuena | 24-09-2010 | 06:19

Al señor de la izquierda en la foto no se lo conocían esas maneras. Ovidio Sánchez siempre se había comportado como un buen vecino en sus relaciones con Madrid. De hecho, en la calle Genova pensaban: sí, vale, no gana elecciones; pero tampoco da problemas. Ayer -merced a una rueda de prensa donde avalaba todas las acciones (irregulares) realizadas- la cosa cambió. Lanzó todo un desafío hacia Mariano Rajoy con quien se había reunido unas horas antes. Pienso que en el PP asturiano algo muy gordo está pasando. Mucho más de lo que nos enteramos por los medios de comunicación. Esta postura en alguien que hasta ahora había hecho de la «política del corcho» su santo y seña (yo floto venga de donde venga la ola), tiene que venir motivada por algo contundente. Todo el aparato asturiano no se enfrenta así como así a la dirección nacional. Tiene que haber motivos profundos y graves para seguir este camino que, algún día, digo yo, nos serán desvelados.

Pero el caso es que la patata caliente la tiene Rajoy. De tanto esperar, se le ha quemado la tortilla. Haga lo que haga ahora implicará una fractura irreversible en los populares asturianos. Si nombra a Cascos candidato contra viento y marea, tendrá que destituir a toda la dirección. Y si no lo hace, tirará por tierra las expectativas sobre una posible victoria electoral. Resumiendo: el PP asturiano roto, otra vez. Como ven, los únicos que ganan con todos estos avatares son los socialistas. Con una designación tranquila y consensuada de sus candidatos, están haciendo lo que dice el refrán chino: esperar a ver pasar el cadáver de tu enemigo por delante de la puerta.

Últimos Comentarios

kika47_1390494074313 31-03-2017 | 21:30 en:
Nos la cuelan.
kika47_1390494074313 26-03-2017 | 09:43 en:
¡Vaya semanita!

Etiquetas

Otros Blogs de Autor