El Comercio
img
Contaminación ideológica.
img
Jose Manuel Balbuena | 23-05-2017 | 05:21

gf08rja2-u10756769310oq-u30537635651hce-575x323el-comercio-elcomercio

En nuestro Gijón del alma todo es política. Los nuevos tiempos –con un Consistorio tan fragmentado- es lo que tienen. Nada se escapa a su enrevesado y retorcido influjo. Ya sea para llegar a un acuerdo cualquiera, en la concesión de las medallas de la ciudad o en asuntos que no deberían tener mayor discusión. Lo último: la programación del Teatro Jovellanos. Verán, Xixón Sí Puede (XSP) votó en contra del programa del segundo semestre. Más que nada, porque Arturo Fernández –el conocido actor gijonés- va a representar su obra durante seis días seguidos. Todo un exceso, por lo visto, para XSP. Su concejal, Orlando Fernández, con la retórica propia de este grupo, lo expresaba así: «Se está privatizando el ocio y disfrute. Hay que socializar la cultura». Llegando incluso a acusar a Foro de utilizar Divertia –la empresa municipal que se encarga de la gestión- para la «cultura de amiguetes». Arturo Fernández viene a Gijón sin ningún fijo. Gana lo que saque en taquilla. A la ciudad no le cuesta ni un euro, según aclara el concejal de Festejos, Jesús Martínez Salvador. Guste o no –personalmente, tampoco soy un fan- hay que reconocer que sus obras siempre atraen a un público fiel. El actor tiene un tirón indudable. Me atrevo a pronosticar incluso que llenará el teatro durante ese tiempo. Entonces, ¿cuál es el problema? Si no cuesta y encima vende, ¿por qué ese rechazo a que se atreva –por su cuenta y riesgo, insisto- con seis días en el Jovellanos? No lo duden, aquí de lo que estamos hablando es de un rechazo ideológico en toda regla. Fernández, como es de sobra conocido, está en las antípodas políticas de Podemos. Ya lo ha manifestado más de una vez sin ningún tapujo. Por eso, claro está, se le estigmatiza. Porque, vamos a ver, si es capaz de llenar repetidamente, ¿no es acaso el mismo argumento que se utiliza para defender a la Semana Negra? ¿No se dice exactamente eso, que trae mucha gente, cuando se reclama un incremento del 75% en la subvención municipal como este año? ¡Uy, pero con la Iglesia hemos topado! El evento negro es del mismo signo político y Arturo Fernández del contrario. El manoseado concepto de la cultura para algunos, como escribía Ramón de Campoamor, es según el color del cristal con el que se mira. Nada es verdad ni nada mentira. Si es de los míos lo que haga falta, ahora bien, al enemigo ni agua. Les contaba al principio que el ambiente político durante esta legislatura está siendo irrespirable. Hay una contaminación ideológica en toda regla. Mucho mayor incluso que la ambiental. Y ya es decir…

 

Últimos Comentarios

albertoperez 10-12-2017 | 10:17 en:
Vértigo me da.

Etiquetas

Otros Blogs de Autor