DE PATITO FEO A SER CLAVE PARA ASTURIAS | Dame buenas noticias - Blogs elcomercio.es

Blogs

José María Urbano

Dame buenas noticias

DE PATITO FEO A SER CLAVE PARA ASTURIAS

La Formación Profesional asturiana no necesita modelos, sino el compromiso claro de la Administración y las empresas.

Cuando en este país todo el mundo era rico gracias a que los bancos vendían como pipas productos hipotecarios que incluían el cien por cien del coste del piso, más otra cantidad para los muebles, una más para el coche nuevo y si se terciaba, una ayuda para las vacaciones, las familias se subieron a un pedestal y a la hora de vislumbrar el futuro de sus hijos, el único camino que se podía elegir, ‘of course’, era el de la Universidad. Todos licenciados. ¿Formación Profesional? ¡Qué cosas! Sólo había una variante: si el crío no vale para estudiar o no le gusta y quiere dejar los estudios, entonces sí, que vaya a «hacer algo» de Formación Profesional.

La semana que hoy se cierra nos dio la oportunidad de profundizar en la Formación Profesional en Asturias gracias al programa presentado por la Escuela Internacional de Verano Manuel Fernández ‘Lito’, de la UGT, como un espacio de reflexión y diálogo y como un instrumento de debate y análisis.

Hoy, después de los efectos catastróficos de la crisis de 2008, nadie discute ya que la Formación Profesional es la clave para la estructura económica, las empresas y el empleo. En nuestro país hemos pasado de los 462.000 matriculados en el curso 2007-08 a los 804.000 del 2017-18, es decir, un aumento del 57%. Pese a este crecimiento, España todavía está por detrás de Europa, al contar con un 35% de estudiantes en FP, mientras la media europea es del 49%, según los últimos datos de Eurostat. Por otro lado, según un estudio de la agencia europea CEDEFOP, el trabajo que se cree en nuestro país hasta 2030 requerirá un 65% de profesionales con FP de grado medio y un 35% de grado superior y titulados universitarios.

Uno salió con dos sensaciones tras haber participado activamente en las dos mesas redondas celebradas el martes en la Escuela de Verano de UGT, moderando una de ellas. La primera, que sigue faltando información en la sociedad en general sobre las enormes posibilidades de la Formación Profesional. Y la segunda, que Asturias tiene capacidad suficiente como para no tener que fijarse en ningún modelo. Lo primero que necesita es prestar atención a los técnicos y sacar adelante las reglamentaciones y normativas que permitan la adecuación permanente y la actualización de cuestiones como la FP Dual. Y el compromiso real de las empresas.

Seguramente, si se hiciera una encuesta en la calle nos encontraríamos con que existe bastante desconocimiento sobre las posibilidades de la FP y sus tres escalas: la básica, la del grado medio y la superior. Sí, esa que da acceso directo a la Universidad, aunque ahora se dé la paradoja de que son muchos los licenciados universitarios que vuelven a la FP simplemente para encontrar una salida laboral que sus carreras universitarias no les ofrece.

Asistimos en los últimos tiempos a una llamada de atención permanente de los empresarios, que no encuentran en el mercado laboral los perfiles que necesitan ante las nuevas exigencias tecnológicas que requieren una gran especialización. Y se habla entonces de la FP Dual, una variante más de la Formación Profesional de toda la vida que pone su acento en la mayor presencia de los alumnos en las empresas.

fanjul-para-blogManuel Fanjul, ante el edificio del CIFP de Mantenimiento y Servicios a la Producción de Langreo, del que ha sido director hasta su reciente jubilación. Foto: Juan Carlos Román

El martes estuvo en Oviedo el excoordinador de la FP Dual del País Vasco, que siempre se cita como el gran referente. Ramón Martínez de Murguia facilitó algunos datos más que interesantes sobre cuestiones como la estancia de los alumnos en las empresas, unas 1.200 horas; una inserción laboral del 96,2%; un grado de satisfacción de los alumnos de 8,1 sobre 10; remuneración por parte de la empresa; una beca a esa empresa y a su tutor de 2.000 euros; y un tercer año más de especialización, sobre los dos requeridos, que tiene titulación propia para el País Vasco. Objetivo principal: «aprender a través del trabajo y no trabajar aprendiendo». Clave para alumnos y, sobre todo, para los empresarios.

Con todo, una de las cosas más importantes que desveló Martínez de Murguia fue el consenso político de que la FP Dual en este caso es una ‘cuestión de Estado’. Fue puesta en marcha por el Gobierno socialista de Patxi López, con la actual ministra portavoz Isabel Celaá como consejera de Educación, y al llegar el PNV lo único que hizo fue apoyarlo y mejorarlo. Y no dejarlo de la mano.

Con ese espíritu es con el que se deberían enfocar las cosas en el Principado, en donde el retraso en sacar adelante toda la normativa referida a la FP Dual, nuevos ciclos formativos, convalidaciones de competencias, etc., tiene poca explicación técnica y sí mucho de dejadez en la propia Administración regional.

La red de Centros Integrados de Formación Profesional existente en Asturias, en los tres niveles de iniciación, grado medio y grado superior que contempla la formación reglada, ofrece un amplio . abanico de posibilidades en un buen número de poblaciones, cada uno con sus características. Pero a la vez hay que destacar la formación dirigida a los parados y la llamada formación continua a los trabajadores. Y para complementarlo, unos servicios de información y orientación que está dando resultados extraordinarios. Esto, como visión general. Luego, si se baja a la ‘arena’, comprobaremos la cantidad de desajustes que se están dando en la actualidad a la hora de ofertar y acceder a los ciclos formativos. Y lo mismo se podría decir sobre las ‘diferentes’ FPs que se imparten en cada una de las comunidades autónomas, como otra fuente más de esos desajustes.

Manuel Francisco Fanjul Antuña, director del CIFP de Mantenimiento y Servicios a la Producción, de Langreo –un referente en Asturias, 656 alumnos, inmerso en proyectos nacionales e internacionales–, es posiblemente una de las autoridades de la Formación Profesional de este país y el martes en Oviedo no pudo ser más claro: «Esto (la FP) es una inversión. Y de futuro. Y, o se invierte en personal, o cierra».

El futuro económico de Asturias está lleno de retos muy importantes, con empresas que necesitan cada vez más el concurso de personal muy cualificado con el que afrontar las continuas exigencias que plantea una competencia global. Cuestiones como las nuevas tecnologías, la digitalización, la robotización, la impresión 3 D y la fabricación aditiva requieren un alto grado de especialización al que la Formación Profesional debe dar respuesta. Y aunque en Asturias tendamos a hablar preferentemente de industria, no debemos olvidar que el abanico de posibilidades en otros sectores y en otras materias es extraordinario. El CIFP de Langreo, por ejemplo, está ya preparado para sacar adelante la formación de escanciadores de sidra, atendiendo así a una demanda explicitada por la patronal regional de la hostelería.

La FP asturiana tiene centros avanzados –alguno, como el CIFP de Deportes de Avilés, único en la región y casi en el Norte–, cuenta con magníficos profesionales, con técnicos como Fanjul Antuña que es requerido para explicar el modelo de su centro en toda España, y lo que cabe posiblemente sea un ejercicio de análisis para conocer las necesidades reales de un mundo cambiante y poder darles respuestas inmediatas. Si las empresas y la Administración regional son capaces de entender y colaborar activamente con ese reto, habremos dado un salto de gigante para asegurar una parte muy importante del futuro económico y laboral de la región.

Publicado en El Comercio-La Voz de Avilés el 8 de septiembre de 2019. (Artículo editado).

 

Temas

Sobre el autor

José María Urbano. Periodista. Jefe de Redacción de La Voz de Avilés-El Comercio. El relato de los hechos y los fundamentos de la opinión sólo pueden tener su base en el poder de los datos. En un mundo en el que imperan los clics, los shares, las notas teledirigidas, las ruedas de prensa sin preguntas y las declaraciones huecas en busca de un titular, hay que reivindicar el periodismo hecho por profesionales. Política, economía, cultura, deportes... la vida en general, tienen cabida en este espacio que pretende ir más allá de la inmediatez, la ficción y el ruido que impera apoyado en las redes sociales. El periodismo es otra cosa.


septiembre 2019
MTWTFSS
      1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
30