Blogs

Antonio Ochoa

Entre montañas

Explosión

Era alrededor de la medianoche de la víspera de la Magdalena, la noche en la que las peñas llevan a sus socios infantiles a cenar con sus mayores en la carpa y a tirar algunos pequeños artificios pirotécnicos inofensivos. En atención a esos peques, las tiradas ese día son más temprano. Había estado urbayando con fuerza, pero, en ese momento, había parado casi por completo. Nosotros habíamos terminado de cenar y nos acercamos al perímetro de seguridad para ver la tirada mientras la gente menuda se retiraba más lejos con sus padres.

La tirada a mano había empezado con normalidad, pero sólo duró un momento. De repente, vimos que el fuego empezaba a correr por las máquinas que aún estaban tapadas con plásticos para protegerlas de la lluvia y supimos que algo iba mal, muy mal. Apenas nos dio tiempo a dar dos pasos atrás. Algunos tramos de voladores consiguieron salir y explotaron sin daño en el cielo, pero el resto no lo consiguió y una tremenda explosión sacudió la villa. Durante un instante todo fue confusión y humo. Entonces, las voces empezaron a desgranar nombres y, uno a uno, los “Estoy bien” fueron llegando. Después tocó el turno de los móviles. Familiares y amigos intercambiaron mensajes tranquilizadores. Poco a poco se iba sabiendo que no había habido daños personales importantes. Nosotros, que conocemos a los pirotécnicos desde hace años, corrimos al Prao a informarnos. Tampoco allí había heridos graves. Los corazones iban recobrando su ritmo normal.

Ahora habrá que analizar la desdichada concurrencia de circunstancias (las máquinas tapadas por la lluvia, la chispa que, a pesar de ello, consiguió encenderlas) que llevó al accidente para que no vuelva a ocurrir. Habrá que evaluar los daños y repararlos. Pero los edificios cicatrizan con más facilidad que las personas y, sobre todo, habrá que dar gracias por ese bendito Plan de Seguridad que tantos esfuerzos y desvelos nos ha costado perfeccionar. Gracias a él no había nadie dentro del perímetro, gracias a él las fuerzas de seguridad, Cruz Roja, hospital, bomberos y demás estaban preparados y respondieron con rapidez y eficacia. Toda una lección para los críticos y un refuerzo que nos hará ser más fuertes y más seguros en el futuro.

Temas


agosto 2018
MTWTFSS
  12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031  

Contenido Patrocinado