Blogs

Juan Neira

LARGO DE CAFE

SEÍSMO ELECTORAL

Sorpresa mayúscula: la derecha tiene mayoría para gobernar en Andalucía. El mapa político de la región más grande de España experimenta un cambio radical, con el hundimiento del voto socialista y el fracaso de la alianza Podemos-IU (Adelante Andalucía) que pierde 300.000 votos en relación a los obtenidos en 2015, yendo cada partido por su cuenta. El PSOE pierde 14 escaños y Adelante Andalucía, otros 3. En el otro lado del espectro político, el PP está en condiciones de encabezar el gobierno que gestione la herencia del ‘susanismo’, pese a haber sacado su segundo peor resultado desde los primeros comicios autonómicos. El PP perdió 7 escaños, pero sus hipotéticos socios alcanzaron tal crecimiento que permite a la derecha tener mayoría en el Parlamento. Ciudadanos pierde su particular pulso con el PP (el famoso ‘sorpasso’ en la derecha), al quedar cinco escaños por debajo de ellos, pero tiene doce diputados más que hace tres años, duplicando de largo los frutos obtenidos en 2015. Todos los cambios que he descrito hasta ahora son muy importantes, pero ningún dato electoral es tan relevante como el resultado obtenido por Vox: al pasar de cero a doce diputados, con un porcentaje de votos, del 11%. Por cierto, el laboratorio de Félix Tezanos (antiguo CIS) había pronosticado que el partido de Santiago Abascal lograría un escaño.

De las urnas ha salido una gran paradoja: el gran perdedor de las elecciones es el PSOE, pese a ser el que tuvo más votos. Esta doble condición de nominal ganador y real perdedor se explica porque el socialismo tenía el poder en Andalucía desde la época de la preautonomía: cuarenta años en el poder. Y ayer lo perdieron. Podemos e IU también reciben un varapalo a través del invento de Adelante Andalucía. Como en las últimas elecciones generales, cada vez que se coligan estas dos fuerzas pierden votos. El gran ganador es Vox, que recoge los frutos de su inteligente estrategia de poner a la inmigración como principal argumento electoral en Andalucía, tierra fronteriza. Pocos asuntos tienen tanta carga emocional para la clientela de la derecha-derecha. Ciudadanos y PP también ganan, el primero por votos, escaños y porque va a entrar en el Gobierno, y el segundo, pese a la pérdida de sufragios, porque presidirá el Ejecutivo.

En la distancia hay otro gran perdedor: Pedro Sánchez. Tanta subida de impuestos, tantos honores a Quim Torra, tanto invocar a Franco trajo consigo la movilización de la derecha. Un estadista.

Temas

por JUAN NEIRA

Sobre el autor


diciembre 2018
MTWTFSS
     12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31  

Contenido Patrocinado