Blogs

Juan Neira

LARGO DE CAFE

MENTIRAS ELECTORALES

En las noches electorales los partidos manipulan la realidad de los votos para decir a la sociedad que ganaron los comicios o que, al menos, salieron fortalecidos de las urnas. Cada uno coge el dato y establece la comparación que le beneficia. El domingo a la noche el resultado en Andalucía fue tan llamativo, tan sorprendente, tan nunca visto, que los perdedores renunciaron al truco de sesgar los resultados para inventarse un escenario ajeno a las elecciones: el fascismo había entrado en Andalucía y era urgente salir en defensa de la democracia. Con cara extremadamente severa, Pablo Iglesias manifestó: «Tenemos que plantear una alianza de fuerzas antifascistas». Pedro Sánchez colocó su mensaje: «Defender la Constitución y la democracia frente al miedo», aunque evitó dar la cara. En definitiva, Vox está sirviendo como espantajo para que no se hable del revés sufrido en las urnas por las dos fuerzas que lideran el novedoso experimento político español, basado en una alianza con los independentistas que violaron la Constitución, y que tiene como programa un conjunto de medidas sociales de difícil sostén económico, aprobadas para ganar clientela electoral.

Los militantes y la dirección de Vox se tendrán que atener a las leyes y a la Constitución, como el resto de partidos. Al que infrinja la ley se le aplica el Código Penal. Hasta ahora, los únicos que se saltaron la legalidad son los ‘indepes’ de Puigdemont y Quim Torra, que con tanta delicadeza tratan Sánchez e Iglesias. Con el paso de los días, disipados los fantasmas, se impondrá la realidad salida de las urnas: gobernará el centroderecha en Andalucía, con apoyo externo de Vox en la investidura presidencial. Espero que Rivera deje pronto de reclamar la presidencia del Gobierno, porque su partido quedó en tercer lugar. Si prolonga la pataleta comprometerá el resultado de Ciudadanos en la triple jornada electoral del 26 de mayo.

La ventaja de Rivera es que cambia de opinión con mucha facilidad. Tras las mentiras e imposturas se oculta la razón del vuelco electoral. En una región tan española como Andalucía se produjo un cambio radical por la política de Sánchez e Iglesias con la Generalitat. Si en vez de disculpar, relativizar y proteger a los presuntos delincuentes, se hubiera aplicado la ley, es muy probable que Vox fuera hoy un partido extraparlamentario. Me atengo a las cifras: los dos partidos que más defendieron la Constitución en Cataluña ganaron veinticuatro escaños en Andalucía.

Temas

por JUAN NEIRA

Sobre el autor


diciembre 2018
MTWTFSS
     12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31  

Contenido Patrocinado