Blogs

Ángel M. González

Viento de Nordeste

En busca de referentes

Resulta cuando menos sorprendente que la mera inclusión de un nombre en una lista para acompañar en la dirección regional de un partido origine una revolución a la diestra y a la siniestra de la geografía política local. La incorporación de Álvaro Muñiz a las filas de Foro Asturias, vista como la ‘operación recambio’ de Carmen Moriyón en Gijón, ha empezado a influir en los planes del resto de las formaciones, pendientes todas ellos de resolver la candidatura con la que se presentarán a las elecciones del próximo mes de mayo. La opción de Muñiz no se dilucidará hasta el mes de noviembre, puede suceder que surjan otras alternativas, pero lo cierto es que su fichaje introdujo un factor de distorsión en el debate de los partidos rivales para elegir a su cabeza de lista
El salto a la política de la cara más visible de la organización ferial ha sido recibida con inquietud entre quienes cortejan el mismo espacio electoral, PP y Ciudadanos, ambos con aspiraciones ante el supuesto desgaste de Foro, y los socialistas, que necesitan recuperar el territorio para encabezar una mayoría que les permita volver a gobernar aquí y en Asturias. Lo hemos visto en la asamblea que la agrupación del PSOE local celebró esta misma semana para lanzar el proceso de primarias en Gijón, donde salió a relucir el movimiento forista en el análisis sobre el perfil del candidato. No es suficiente tirar de cantera para fabricar el aspirante. La notoriedad, la relevancia social y el prestigio profesional puntúan alto entre el electorado en un momento en que las siglas por sí solas ya no ganan los comicios. Los mejores resultados del PSOE en esta ciudad, cabe recordarlo, vinieron precisamente de rostros en el cartel que reunían también tales requisitos.
Las personas, al fin y al cabo, son los referentes. La carencia de líderes en la política local y regional con reconocimiento e influencia fuera de este pequeño entorno en el que nos movemos sigue siendo un hándicap. De ahí se deriva, por ejemplo, la crítica constante a la falta de un mayor peso político en Madrid como uno de los orígenes de nuestros males. Por ello hay que saludar el nombramiento, aunque sea de manera accidental, de María Luisa Carcedo como ministra del Gobierno de Pedro Sánchez. La ausencia de asturianos en los gabinetes de estos últimos catorce años provocaron cierta sensación de orfandad en una región que sigue necesitando el amparo estatal para atender sus necesidades y, sobre todo, decepción ante la idea de que, en política, militamos en una división inferior. Con la designación para la cartera de sanidad de la socialista asturiana se rompe una racha. Asturias ya tiene sentada en el Consejo de Ministros a una persona perfectamente conocedora de nuestras prioridades y también nuestros complejos. Al menos, tenemos a quien encomendarnos para que se escuchen las plegarias.

Postdata: Este martes Gijón será escenario de una cumbre de representantes institucionales y empresariales de Asturias, Galicia y Castilla y León para impulsar el corredor ferroviario del Atlántico. Sus organizadores, en nombre de la Plataforma del Atlántico Noroeste, habían invitado al ministro Ábalos a participar en la reunión, pero finalmente será el mierense José Javier Izquierdo, secretario general de Infraestructuras, número tres del Ministerio, el que tendrá el honor de exponer los planes del gobierno para la vital conexión entre las comunidades de la cornisa y Europa. La visita del titular de Fomento ha quedado para otra ocasión, mientras el territorio del que procede incrementa la presión para que el corredor del Mediterráneo no deje descolgado ningún rincón aunque sea a base de quitarles a otros.


septiembre 2018
MTWTFSS
     12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930

Contenido Patrocinado