Blogs

Juan Neira

LARGO DE CAFE

EL LOCALISMO FRENA ASTURIAS

El presidente asturiano anima a huir de los localismos, tras el enfrentamiento producido entre Gabino de Lorenzo y las alcaldesas de Gijón y Avilés por la ubicación de las sedes institucionales del Principado. Un buen deseo, el de Álvarez Areces, que no pasa de ser un brindis al sol. Vamos a hablar claro.
El localismo es uno de los rasgos más acusados de la vida pública asturiana. Hay razones remotas que lo justifican, empezando por la orografía regional, con la división del territorio en valles, que incomunicó históricamente a las poblaciones. El curso político y cultural vivido en los últimos cien años tampoco ayudó a superar los localismos. Las brillantes generaciones intelectuales, de los siglos XVIII y XIX, podían haber producido una quiebra del localismo, y de alguna manera, el intento de la Extensión Universitaria cabría verlo como una manera de romper fronteras sociales y locales, de expandirse por el territorio. La historia del siglo XX es conocida. La Revolución de 1934, en la que Oviedo queda enfrentada a la Asturias industrial, abre una herida. La capital se repliega sobre si misma, y cuando llega la transición democrática no ayuda a hacer región. Voy a poner un ejemplo. Los alcaldes de Oviedo no discutieron nunca por dónde tenía que discurrir la autovía del Cantábrico. Con De Lorenzo, esta actitud de ensimismamiento, de losa, farola y jardinera, se compagina con una serie de exigencias (universitarias, sanitarias, culturales) que no van acompañadas de un discurso de servicio a la región. Un ejemplo perfecto es el auditorio de Oviedo, inaugurado en el mes de abril de 1999, que tenía una concepción regional y fue financiado por tres administraciones, para acabar desfigurado como equipamiento municipal. Tenía que haber sido sede de la OSPA desde el primer día.
Ahora bien, en la persistencia del localismo no toda la culpa está en el Ayuntamiento de Oviedo, sino en la inhibición de los sucesivos gobiernos autonómicos, que no se atrevieron a acometer una profunda reordenación del territorio y se conformaron con duplicar o triplicar los equipamientos para tratar de contentar a todos. En vez de integrar el territorio, se empeñaron en construir 78 Asturias. El famoso café para todos.

Temas

por JUAN NEIRA

Sobre el autor


agosto 2007
MTWTFSS
  12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031