¡¡¡¡BELARMINO (3).- DE "MADRE SOY BUZO" A LOS 8 AÑOS, HASTA CARMEN POLO !!!! | Reflexiones de Belarmino - Blogs elcomercio.es >

Blogs

Rafael Fernández Tomás

Reflexiones de Belarmino

¡¡¡¡BELARMINO (3).- DE “MADRE SOY BUZO” A LOS 8 AÑOS, HASTA CARMEN POLO !!!!

Sandalio Tomás un joven de Lieres, hijo natural de un manufacturero alemán, y que en cuanto pudo se fue, no tomó el camino natural hacia la cuenca minera, sino que fue a Lavandera, pequeña Villa de Gijón, caracterizada por un enorme roble a la entrada junto a la parroquia.Allí  había una posada donde comer y hospedarse en pequeños cuartos, y Sandalio terminó viviendo y trabajado allí,  enamorándose de Candida la hija y del frió,el cariño u lo que fuese, tuvieron el 29 de marzo de 1892 un hijo. Urgidos por la mujer bajaron a la parroquia y lo registraron sólo como Belarmino. El padre quizás traumatizado por su niñez y el desprecio del padre o para no dejar rastro, no le quiso  dar el apellido hasta los 18 años de edad.

Pero, cuando el niño tenía 8 años, ya estaba en edad de aportar a la economía familiar y se encaminaron los dos a las obras de ampliación de El Musel. Era la época que ya había minas y ferrocarril en 1900, y ahí encontraron los dos trabajo. Belarmino, lo pudo encontrar por su pequeño cuerpo el único que cabía entre las piedras para entrar al mar.Al regreso, orgulloso le dijo a Candida: ” Madre, ya tengo trabajo:¡Soy buzo !”.

Y ahí empezó como tantos niños más hijos de proletarios. Tras varios trabajos en Gijón, terminaron en Sama de Langreo, donde reinició su trabajo a los 10 años entrando en la mina.Allí encontró al minero asturiano más destacado que venía de Francia y con ideas de organización Manuel Llaneza.. En 1910, en Altos de San Emiliano, entre Sama y Mieres, Llaneza invita al ” guaje” como lo llamaba a asistir, a la organización de la Sociedad de Obreros Mineros de Asturias(SOMA)

Fuerte de carácter, un día le lanzó un ladrillo al dueño de la empresa por el trato que les daba a las hermanas que recolectaban carbón. Inquieto, se preguntaba por que eran las cosas así, por que habia ricos y pobres, por que mientras ellos tgrabajaban en Gijón, los carruajes, con aquellos hombres , mujeres y críos, con ropa que el nunca se imaginaba, hasta que en 1915, tras la experiencia del Soma, ingresa a la agrupación socialista de Sama de Langreo.

En 1915 supo que en la localidad vecina de Gargantada había una moza que llamaba la atención y que se le podía visitar los domingos. Un día, se puso el único traje que tenía, con sus trazos toscos,por su origen alemán y  sus ojos brillantes por  la mina, se presentó en Gargantada. La chavala, llamada Severina Vega, con la madre al lado por supuesto ,cortejaba, pero lo menos que deseaban ver aquellos padres eran ver a un minero, a un sucio minero.Dos meses después aquel joven de 22 años se  casaba con Severina y se fueron a vivir a la Casa del Pueblo en Sama.

(Muchos años más tarde, Severina que sobrevivió a Belarmino 20 años, le diría a su nieto: “Belarmino era feo, muy feo, pero tenía un ” fiu” que impresionaba .).

Belarmino debió de haber pensado: “Luego de conquistar a Severina seré capaz de todo”.

Los fines de semana, tras los trabajos de la mina, los dos edificaron con sus manos y piedras una casa de una planta baja y un primer piso donde nacería Urcesino su primer hijo.Un orgullo, tenía una casa, la única casa propia que tuvo Belarmino Tomás  en sus 58 años de vida.

En 1917 se llamó a Huelga General en España. Por supuesto, Belarmino participó.Mientros estos sucedía en Oviedo estaba al frente de la guarnición del ejercito, un capitán, bajito, poco cabello, que aspiraba a ser el novio de una guapa asturiana, pero que la burguesía de la calle Uría no le hacían caso. Para Carmen Polo aquel “capitanin” como le llamaba aquella burguesía local, no era lo suficiente.

Pero estalló la Huelga General que no fue exitosa, y aquel militar, para dejar claro que el si podía aspirar a Carmen, llamado Francisco Franco, dió instrucciones: ¡¡ Los quiero, vivos o muertos” refiriéndose a los revolucionarios.

Aquella tarde, al llegar Severina a casa se encontró que no estaba el marido…..ni la vaca, que era su reserva para urgencias. Belarmino se había ido a Teruel, donde trabajaría en las minas, y tras él, a sus 21 años, aquella mujer,  ya, embarazada, y con un hijo en la mano de un año, se fue a Teruel con el marido, sin saber cuánto tiempo tardarían en aquellos años.

Y ,ya en Teruel, la historia daría un giro al nacer su única hija Purificación Tomás Vega.

 

 

 

 

Temas

Blog de Rafael Fernández Tomás

Sobre el autor


febrero 2023
MTWTFSS
  12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728