El Comercio
img
Biblioteca Nacional. Madrid 1968
img
Dámaso Escribano | 24-04-2018 | 18:17| 0

En estos días de insomnio y duerme velas tras la intervención quirúrgica de mi corazón maltrecho, me ha venido a la mente afortunadamente lúcida y aún despieta momentos y recuerdos de hace ahora cincuenta años.

1968. Madrid, éramos jóvenes entusiastas estudiantes de medicina, un grupo cuyo cuartel general era la Biblioteca Nacional, alli todas las tardes durante seis años (1964-1970) este colectivo que empezó por seis o siete personas compañeros de facultad, acabó por apiñar a otros tantos, ya por entonces amigos de juegos, reuniones con sus respectivos comentarios sobre politica, filosofía religión, visitas los fines de semana al teatro Español o al de la Zarzuela por supuesto ” zona clac”.

Desde aqui y esta estupenda plataforma global cual son las distintas redes sociales, reivindico su presencia aunque sea virtual de estos queridos amigos y compañeros de aquellos años.

A la Biblioteca Nacional acudía solícito con su  porte de “gentlement ” su olor a perfume caro y diferente y su cartera inmaculada para apuntes y notas Andrés Ramos Amador, años más tarde médico radiólogo prestigioso trabajó en el Hospital Cruz Roja de Madrid donde llegó alcanzar la Jefatura de Servicio, también le acompañaba por entonces su novia luego su  mujer Alicia quien estudiaba Químicas. Andrés hacía patria con su Talavera toledana  natal donde su padre creo había ejercido como médico.

Allí se concitaba un gran amigo Luis Ercoreka Goicoechea cuya casa era una guarida segura para estudio y ocio, las reuniones en aquella casa espaciosa e iluminada en la calle Eguilaz junto a la glorieta BIlbao donde su madre profesora de inglés en un Instituto de Madrid ejercía de madre y profesora de todos nosotros, madre y hermana mayor pues era jóven y guapa, y como estaba separada ya por entonces todo un hito, todos estábamos enamorados de ella, aunque la verdadera novia colectiva era su hermana menor quien merodeaba por la casa, la suya,  sin pena ni gloria. Luis Ercoreka se hizo médico hematólogo trabajó en Zaragoza, años despues le interesó la política sanitaria y dedicó su tiempo y esfuerzo al sindicato médico español. Mis recuerdos de él son tan nítidos y cercanos como sentidos.

Rafael Espinosa Calatayud, posterior médico intensivista en el Hospital Gregorio Marañon, serio, tranquilo, aglutinador, gran persona, me acuerdo de él como si fuera entonces.

Manolo López Brea Calvo, llegó a ser Jefe de servicio de Microbiologia en el Hospital de la Princesa de Madrid, la atención de sus padres especialmente su madre presente cuando íbamos a estudiar a su casa eran dignas de encomio y consideración y hoy aún las recuerdo.

Manolo era el filófofo del grupo siempre crítico, inquieto de ideas, soñador incansable, enamoradizo su actual mujer Margarita Baquero doctora microbióloga igual que él formo parte importante y definitica,  como se vió después de aquel elenco femenino. Manolo desde muy temprano quiso saber hablar inglés y ademas de su esfuerzo  por aprenderlo en academias “ad hoc” de la época. ocupaba sus veranos en Londres donde trabajaba y estudiaba a la vez, su presencia en la isla de Wight en aquellos años donde tuvo lugar la primera edición del festival de una música que quiso ser romperdora y reivindicativa de ideas y costumbres, nos quiso contagiar a todos.

Manolo gran amigo, mejor persona la vida ha pasado muy deprisa pero merece la pena recordarlo, en algunas culturas y religiones creen que todo vuelve a su origen, mi pensamiento está cercano a este hinduismo.

Otros compañeros y tertulianos asiduos de la Biblioteca Nacional que ahora recuerdo eran Rafa Barrientos, Enrique Tovar, Los hermanos Liaño, Ricardo el menor y Fernando quien llegó a ser un prestigioso nefrólogo trabajó hasta hace bien poco en el Hospital Ramón y Cajal y fue sin duda un referente nacional e internacional en Insuficiencia Renal, su paso años más tarde por Asturias donde yo vivia y trabajaba hizo renacer recuerdos y momentos agradables de juventud, de Fernando Liaño pude hablar estos dias con el cirujano cardiaco quien me operó el Dr. Jacobo Silva más jóven que nosotros pero quien le conocio cuando tabajaba en dicho hospital en Madrid.

Que decir de Enrique Alonso Núñez y su primo Carlos. ambos traumatólogos  prestigiosos, expertos en columna vertebral todo un reto para la época trabajaban en el Hospital Cruz Roja de Madrid. Enrique era y seguro que lo siguió siendo una excelente persona, amigo de hacer favores, su educación estricta ” su infancia la pasó en las colonias españolas de Africa creo que en Larache donde su padre estaba destacado como militar, aquello unido a vivencias posteriores mas cercanas geograficamente como la de Cogolludo o Trillo (donde estaba la leprosería) que él nos referia,  me acercaba más si cabe a él pues mi madre habia nacido en Sacedón de la misma provincia, Guadalajara.

Antonio Herrera Casado. Ya despuntaba desde el comienzo con sus cuentos, relatos cortos y ensayos literarios que se convertiría en un médico escritor , se especializó en O.R.L y durante muchos fue el cronista Oficial de las cuitas, efemérides y acontecimientos culturales de la provincia de Guadalajara, profesor de le Univeridad de Alcalá de Henares vivió rodeado de libros , herencia que ha dejado a su hija quien regenta una Editorial libreria AACHE en aquella capital. Fue una noticia muy agradable  hace unos pocos años conocer de él a traves de alguna noticia que yo ya habia escrito previavente sobre le Biblioteca Nacional.

Qué decir de Javier Tejero Escibano primo hermano mío, estudiante entonces de Ingenieria Industrial , sus cuadernos llenos de fórmulas matemáticas, derivadas e integrales junto con su regla de cálculo daba al grupo un toque de distinción y señoria entre tanto aprendiz de brujo.

Tardes lluviosas, nubladas, frías o soleadas alli pasábamos al menos nueve meses al años durante los seis años de la  carrera. Ya a las tres de la tarde hacíamos cola esperando abieran las majestuosas puertas a las que se accedia tras subir su espléndida escalinata  que casi trescientos años la contemplaban, puntualmente la puertas eran abiertas y entonces se producia un ritual casi sagrado cual era recoger de manos de Salvador como nuestro padre espiritual del intelecto la ficha o chapa con el número de pupitre asignado para el estudio , lectura y pasatiempo de aquella tarde, él desde su plataforma de trabajador de la biblioteca veería en nosotros lo que a él le hubiese gustado ser un estudiante con un final feliz.

Allí inclinados sobre los pupitres grandes sólidos, bien iluminados pese la oscuridad del exterior y acomodados en sillas “quasi majestuosas ” extendiamos nuestros libros oportunamente solicitados sensación de propiedad que duraba hasta la hora de cierre.  Aquel ir y venir viendo a los bibliotecarios y funcionarios dispensar libros de toda indole, siempre bien encuadernados y cuidados es un recuerdo recurrente en mi memoria.

Libros que por no ser pesado ni reiterativo fueron el gérmen de mi bibliofilia, alli estaban atlas de anatomia, el Spaltehoz, el Testud.  preparaciones de Ramón y Cajal, libros de Bioquímica de Fisiología, toda una tarde para pasar a limpio los apuntes tomados por la mañana en la Facultad en la ciudad uiversitaria madrileña.

Yo personalmete  lo mismo que otros estudiantes cambiaria la asistencia matutina a las clases de la facultad por aprender teoria y práctica de forma simultáea en el hospital Provincial en Atocha donde hoy se ubica el museo de Arte Reina Sofía. Entonces como hoy se puede contemplar grandes y largos pasillos aquella presencia de camas corridas donde reposaban los enfermos, ventanas de más de seis metros de altura que abiertas para ventilar y dar tregua al temido bacilo de Koch,  podían dar paso a una inminente pulmonía. Muros infranqueables para pacientes muy enfermos que acudían de otras provincias y regiones de España pues se suponía que el nivel científico en aquel Hospital Provincial de Madrid podria resolver casos de enfermos deseperados .

Años 68, años de juventud, América estaba cambiando el mundo, Euopa ya habá tenido su Mayo del 64,  Epaña seguía inmersa en el ostracismo político y cultural. No obstante a nivel personal había empeño e ilusión por el cambio, por la democracia, por la apertura a Eur

opa y al mundo. Cambio que no fue posible hasta años más tarde con la muerte de Franco y la llegada de la transición politica en España.

Años de añoranzas, recuerdos sentidos y nostalgia auténtica lejos de ñoñerias y sentimentalismos

Queridos amigos reapareced….

Dámaso Escribano de viejo librero

 

Ver Post >
¿Reemplazará la máquina al médico?
img
Dámaso Escribano | 01-04-2018 | 09:46| 0

La medicina del futuro estará condicionada por un desarrollo tecnológico aplicado imparable: historias clínicas electrónicas cada vez más sofisticadas, big data, robótica y telemedicina son algunos ejemplos, pero por encima de todo ello planea la inteligencia artificial (IA). Y es que la IA puede transformar la atención clínica mucho más radicalmente que cualquier otro avance biotecnológico.

La IA tiene como objetivo imitar las funciones cognitivas humanas. El cambio de paradigma que puede determinar a la asistencia sanitaria se debe, más que a la mayor disponibilidad de datos y su rápido análisis, a cómo puede modificar la toma de decisiones clínicas. La IA ya se utiliza en muchos ámbitos (automóvil autónomo, seguridad, banca, idiomas, redes sociales) para mejorar las decisiones en base a algoritmos alimentados por una ingente cantidad de datos. En sanidad estos algoritmos decisionales complejos pueden optimizar la práctica clínica si demuestran que realmente son eficaces.

 inteligencia-artificial-iaLa inteligencia es algo propiamente humano, al menos una inteligencia tan elaborada que permite desarrollar un lenguaje articulado y escrito; es lo que más nos diferencia de otros animales y nos ha hecho dominar el planeta. Con la IA buscamos que las máquinas piensen y actúen como nosotros, hasta el punto de poder sustituirnos. Que las máquinas creadas por los seres humanos (ordenadores, robots y otros dispositivos) sean inteligentes puede ser una panacea (del griego “pan” y “akos”, el remedio para todo), pero es un remedio con posibles efectos secundarios.

Existen dos dispositivos principales para la IA: el aprendizaje automático (AA) y el procesamiento del lenguaje natural (PLN). Para el AA las técnicas más populares son la máquina de soporte vectorial y la red neuronal artificial, mientras que la técnica de aprendizaje profundo se usa para el PLN. Un sistema de IA exitoso debe poseer el componente de AA para manejar datos estructurados (imágenes, datos de todo tipo, incluidos los genéticos) y el componente PLN para extraer textos no estructurados (los matices de nuestro lenguaje natural espontáneo). La capacidad de procesar información del AA es inmensa. No hay que olvidar que estamos en la era del big data. Pero junto a ello es esencial incorporar el lenguaje natural, los matices de la comunicación humana. Tras procesar toda esta información, se generan algoritmos que dan respuesta a los problemas planteados. En el caso de la medicina, los algoritmos se construyen con datos clínicos, para que el sistema pueda ayudar a los médicos diagnosticando y haciendo sugerencias de tratamiento.

El sistema IBM Watson es pionero en este campo. Incluye módulos de AA y PLN, y ha logrado avances prometedores en oncología. Por ejemplo, en una investigación el 99% de las recomendaciones de tratamiento eran coherentes con las decisiones del médico. Además, IBM Watson ha demostrado utilidad en diagnósticos genéticos y en la toma de decisión en supuestos clínicos reales. Otro sistema es cloud-based CC-Cruiser in24. Tras introducir los datos de los pacientes (información demográfica y datos clínicos: imágenes, resultados analíticos y genéticos, presión arterial, notas médicas, etcétera), el sistema envía sugerencias a los médicos para ayudarles en la toma de decisiones. Los comentarios sobre las sugerencias del sistema (correctas o incorrectas) se envían de vuelta para que el sistema mejore su precisión.

AICare ha sido probado en varios hospitales de primer nivel. Analiza los datos clínicos en mucho menos tiempo que un clínico. Zhu Long, cofundador de la empresa de IA Yitu, explicaba recientemente en una entrevista en El País que “generalmente, un especialista tarda unos 10 minutos en realizar el informe de esas pruebas, pero nuestro algoritmo necesita solo dos o tres segundos […] Por ejemplo, en el caso de que haya un tumor, AICare lo detecta y señala todos los parámetros propios de un informe médico, como la ubicación, el tamaño, etcétera”, señalando además su altísima precisión diagnóstica. Una posible ventaja apuntada por Zhu Long es la mejora de la sanidad en países en vías de desarrollo: “Allí es difícil atraer talento, y los buenos médicos escasean. Nuestros algoritmos, sin embargo, tienen siempre la misma fiabilidad. Y no solo ofrecen resultados de forma rápida: también son muy baratos”.

La IA habitualmente se utiliza para buscar diagnósticos precoces y tratamientos adecuados, así como para predecir resultados y evaluar pronósticos. Las principales áreas donde se usa IA son oncología (por ejemplo, en el carcinoma hepatocelular), neurología, cardiología (sobre todo en el diagnóstico), cirugía y hasta en la formación de los clínicos. Si consideramos el ejemplo del accidente cerebrovascular, se trata de un proceso complejo en el que la investigación clínica tradicionalmente se ha centrado en preguntas limitadas, sin considerar la naturaleza continua del proceso. La IA puede ayudar a responder a preguntas clínicas mucho más complejas y cercanas a la vida real, lo que conduciría a una mejor toma de decisiones. Los resultados iniciales con esta patología están siendo prometedores.

Aunque las investigaciones médicas con IA están siendo prometedoras, su aplicación a la vida real es aún limitada y no está carente de obstáculos. Por una parte, tenemos la falta de estándares para evaluar su seguridad y eficacia, por lo que la FDA ha elaborado una guía para evaluar los sistemas de IA. Otro problema es su actualización: para que los sistemas de IA funcionen bien deben entrenarse continuamente con nuevos datoia-medicinas clínicos. Sin embargo, una vez que se implementa el entrenamiento inicial con datos históricos, no hay un verdadero intercambio de datos que permita su mejora. En Estados Unidos y China se está incentivando a los actores involucrados en el sistema sanitario (médicos, empresas farmacéuticas, pacientes) para que recojan e intercambien su información.

Aparte de las cuestiones técnicas, hay más problemas, entre los que destacan sobre todo dos: el riesgo de deshumanizar la medicina y la responsabilidad en la toma de decisiones. Un adecuado procesamiento del lenguaje natural puede llegar a incorporar los sentimientos, afectos, valores, intenciones y motivaciones de los pacientes, y los algoritmos decisionales pueden integrarlos; tal vez hasta mejor que un humano. Pero una máquina no podrá mirar a los ojos y cogerle la mano al paciente, comprender y empatizar como un humano; al menos por ahora. En cuanto a la responsabilidad, lo estamos viviendo con los automóviles con IA: si provocan un accidente, ¿de quién es la responsabilidad? ¿y qué deciden ante la disyuntiva de salvar la vida de un peatón o la del conductor? Traslademos todo ello a la medicina y se generará, a buen seguro, un amplio debate.

La IA nos obligará a redefinir el papel del ser humano en el mundo. Zhu Long señalaba que “el mundo va a cambiar tanto en los próximos 30 años que ni siquiera podemos imaginar ahora cómo será”. Actualmente vemos la IA como una posible herramienta de ayuda a los médicos, pero quién sabe si no terminará sustituyéndonos.

Ver Post >
La depresión puede incrementar el riesgo de fibrilación auricular
img
Dámaso Escribano | 01-04-2018 | 09:31| 0

La depresión puede aumentar el riesgo de fibrilación auricular, arritmia común que puede conducir a la formación de coágulos y hemorragias cerebrales, según una investigación preliminar presentada en las Sesiones Científicas de Salud Cardiometabólica y Estilo de Vida/Epidemiología y Prevención 2018, organizadas por la Asociación Americana del Corazón.

Los participantes del estudio que obtuvieron las puntuaciones más altas en una prueba de detección clínica de la depresión, así como los que tomaban medicamentos antidepresivos, presentaron un riesgo un 30% más elevado de desarrollar fibrilación auricular que las personas con puntuaciones normales y quienes no recibían medicación para la depresión.

 fibrilacion-auricularLos resultados sugieren una asociación entre dos trastornos muy comunes, un hallazgo que exige mayor investigación y una mayor conciencia entre los médicos y los pacientes, según los investigadores. Los hallazgos provienen del estudio nacional multiétnico de aterosclerosis (MESA), que involucró a más de 6.600 personas de diversos grupos étnicos. Los participantes, con una edad promedio de 62 años, no presentaban enfermedad cardiaca conocida al inicio del estudio y fueron seguidos durante una media de 13 años.

“Nuestros hallazgos identifican a una gran parte de los estadounidenses que pueden estar en mayor riesgo de desarrollar fibrilación auricular y que pueden beneficiarse de esfuerzos más específicos para prevenir esta arritmia”, señala el investigador principal del estudio, Parveen Garg, profesor asistente de Medicina Clínica en la Escuela de Medicina Keck de la Universidad del Sur de California, Estados Unidos.

“Si nuestros hallazgos se confirman en estudios futuros, especialmente aquellos que evalúan formalmente la depresión clínica, entonces tendremos que ver si el tratamiento de la depresión puede, de hecho, reducir el riesgo de fibrilación auricular”, añade.

No se sabe exactamente cómo la depresión interrumpe la función cardiaca, dicen los investigadores, pero se han sugerido varios mecanismos posibles. Estos incluyen niveles elevados de inflamación, así como niveles elevados de ciertas hormonas que interfieren directa o indirectamente con la capacidad del corazón para mantenerse en un ritmo normal.

Los nuevos hallazgos añaden más credibilidad a la noción de que la salud mental y la salud cardiaca están estrechamente entrelazadas, lo que subraya investigaciones previas que muestran una relación entre la depresión y la enfermedad cardiaca. “Los médicos y los pacientes deben ser conscientes de que la depresión ha demostrado en varios estudios que es un factor de riesgo para la enfermedad cardiaca en general y, en este estudio, también para la fibrilación auricular”, concluye Garg.

Ver Post >
Las personas que no desayunan acumulan más grasa en las arterias
img
Dámaso Escribano | 16-03-2018 | 10:01| 0

Un estudio español sugiere que saltarse el desayuno aumenta el riesgo de aterosclerosis

Desayunar solo un café, o menos del 5% de las calorías diarias (100 en una dieta de 2.000 calorías recomendadas) puede aumentar el riesgo de sufrir aterosclerosis, la acumulación de grasa en el interior de las arterias. Así lo afirma un estudio del Centro Nacional de Investigaciones Cardiovasculares Carlos III (CNIC) realizado en colaboración con el Banco Santander. La aterosclerosis, incluso cuando es subclínica —es decir, sin síntomas— puede ser causa de un infarto cerebral o cardíaco.

Los investidesayunogadores utilizaron una nueva tecnología de ultrasonido que produce ecografías muy precisas en 3D para medir la acumulación de grasa en las arterias de 4.000 personas sin aparentes problemas cardiovasculares. Los voluntarios, todos empleados del Banco Santander entre los 40 y 54 años de edad, también respondieron a un cuestionario detallado sobre su dieta durante los 15 días previos al estudio.

Basándose en estos datos, publicados en la revista del Colegio Americano de Cardiología (JACC), los investigadores determinaron que sólo un quinto de los participantes tomaba un desayuno copioso (más del 20% de las calorías diarias), mientras que el 3% no desayunaba o lo hacía mal, consumiendo menos del 5% de las calorías diarias. En el primer grupo, mostraron algún tipo de aterosclerosis subclínica unas 57 personas de cada 100, pero los casos aumentaron a casi 75 personas por cada 100 en el segundo grupo.

Este estudio le da un barniz científico a nuestro dicho popular”, dice el cardiólogo Isidro Vila Costa, que no participó en la investigación: “Desayuna como un rey, come como un príncipe y cena como un mendigo”.

Los resultados son independientes de otros factores de riesgo cardiovascular, como la obesidad, diabetes o hipertensión. Además, centrándose en la aterosclerosis subclínica generalizada —aquella que afecta al menos a cuatro de las seis arterias principales del cuerpo, y por tanto es más seria— la incidencia casi se triplica en las personas que salen de casa sin comer, comparada con la de aquellas que desayunan fuerte: pasa de un 10% de los casos a un 29%.

Un buen desayuno pone en marcha el reloj biológico del cuerpo encargado de regular el hambre durante el resto del día. Al menos esta es la hipótesis que ahora barajan los autores del estudio. “Si uno no toma el desayuno, el reloj entra en un caos”, dice Valentín Fuster, principal autor del estudio, que también es director del CNIC y editor de JACC. “Comes más tarde e ingieres más calorías de las que deberías.” Esto podría explicar por qué también había más personas obesas o con colesterol elevado en el grupo que no desayunaba.

Antonio Bayés de Luna, un médico e investigador del Instituto Catalán de Ciencias Cardiovasculares (CSIC-ICCC) ajeno a este estudio, está de acuerdo con la explicación. “El reloj biológico es una realidad”, dice, señalando que esta semana sus descubridores se han llevado un Premio Nobel. Por eso él recomienda a sus pacientes desayunar bien y, además, con calma. “Hay que sentarse y tomarse entre 15 y 20 minutos”, dice.

No obstante, el estudio del CNIC no establece si el desayuno repercute directamente en la obstrucción de las arterias. Puede ser que la costumbre de no desayunar venga ligada a un estilo de vida poco saludable, y por eso se observa la curiosa asociación entre el consumo calórico por las mañanas y la salud cardiovascular. En este caso, el no desayunar podría servir como un indicador para identificar a aquellas personas que necesitan hacer cambios más considerables en su estilo de vida, dice Vila Costa. El grupo de participantes que se saltaba el desayuno incluía, proporcionalmente, más fumadores y consumidores asiduos de alcohol y de carnes rojas o procesadas.

Aunque los resultados del estudio indican que quizá sea más importante cuándo comemos que lo que comemos, no basta con empezar a desayunar mucho para proteger las arterias, según Fuster. Los investigadores recomiendan un desayuno energético, pero también sano, que podría incluir un café con leche, una pieza de fruta o vaso de zumo, frutos secos y un par de tostadas con tomate y aceite de oliva. “Lo importante es la actitud de la persona, cuidarse o no cuidarse”, dice Fuster. Y añade que para cuidarse hay que evitar todos los demás factores de riesgo cardiovascular, como la inactividad, el tabaco o una dieta alta en grasas y azúcares.

Ver Post >
Por qué las actividades placenteras pueden llegar a crear dependencia
img
Dámaso Escribano | 16-03-2018 | 09:44| 0
Existen hábitos de conducta aparentemente inofensivos que, en determinadas circunstancias, pueden convertirse en adictivos

Cualquier inclinación desmedida hacia alguna actividad puede desembocar en una adicción, exista o no una sustancia química de por medio. De hecho, existen hábitos de conducta aparentemente inofensivos (las redes sociales, el sexo, las compras, el ejercicio físico, el juego de apuestas, entre otros) que, en determinadas circunstancias, pueden convertirse en adictivos. Lo que separa una afición de una adicción es que de conductas normales se pueden hacer usos anormales si la frecuencia o cantidad de tiempo/dinero invertidos condicionan negativamente las relaciones personales, laborales o de salud de la persona afectada. Por ello, la adicción viene definida no tanto por la clase de conducta sino por el tipo de relación que la persona establece con ella.

Daughter looking a phone and ignoring her mother

No se puede hacer un listado de las conductas potencialmente adictivas. Son, en realidad, las actividades placenteras las que pueden llegar a crear dependencia. Los mecanismos psicofisiológicos que subyacen al placer inducen a los seres vivos a reiterar en conductas gratificantes. El circuito del placer recorre un conjunto de estructuras cerebrales en torno al sistema límbico, en donde se liberan unas sustancias químicas (las endorfinas y la dopamina especialmente) cuando se siente placer, que son como la sal de la vida. Se trataba inicialmente de los refuerzos naturales de las conductas de supervivencia, como comer o practicar el sexo, necesarias para el mantenimiento de la persona y la continuidad de la especie. Pero la dopamina puede aumentar también cuando surgen conductas placenteras vividas normalmente (un beso, el sonido de la música o la lectura de un libro, el disfrute de una conversación con los amigos, la contemplación de una puesta de sol o una victoria en una competición deportiva) o anómalamente (el subidón de una raya de cocaína, el sexo compulsivo o el enganche a una red social).

Todas las conductas adictivas están reguladas inicialmente por su aspecto placentero, pero terminan por ser controladas por el alivio de la tensión emocional. Es decir, una persona normal puede tomar una copa con los amigos, conectarse a las redes sociales o ir de compras por el disfrute de la conducta en sí misma; una persona adicta, por el contrario, lo hace compulsivamente buscando el alivio del malestar emocional (aburrimiento, soledad, ira o nerviosismo), pensando constantemente en ello e invirtiendo una considerable cantidad de tiempo que detrae de sus actividades habituales.

Lo que separa una afición de una adicción es que de conductas normales se pueden hacer usos anormales si la frecuencia o cantidad de tiempo/dinero invertidos condicionan negativamente las relaciones personales, laborales o de salud de la persona afectada

Como ocurre en las adicciones químicas, las personas adictas a una determinada conducta experimentan un síndrome de abstinencia cuando no pueden llevarla a cabo, que se traduce en un profundo malestar emocional (estado de ánimo disfórico, insomnio, irritabilidad o inquietud psicomotriz).

El ser humano necesita alcanzar un nivel de satisfacción global en la vida cotidiana. Normalmente, este se obtiene repartido en diversas actividades: el trabajo, los amigos, la pareja o familia o el ocio. Sin embargo, cuando la persona se siente contrariada en estas facetas, entonces puede centrar toda su atención en una sola, lo que la predispone a la adicción. El resultado final es que a la persona afectada se le estrecha el campo de la conciencia y pierde interés por lo que le rodea y por lo que anteriormente le resultaba gratificante, a excepción del objeto de su adicción, con una afectación negativa en su desempeño profesional y en sus relaciones personales y familiares. La adicción se convierte así en una afición patológica que resta libertad al ser humano al restringir la amplitud de sus intereses.

Por último, y al igual que ocurre con las drogas tradicionales, es difícil que un adicto se reconozca como tal por el reproche social existente en torno a la adicción. Por lo general, es un suceso negativo –fracaso escolar, trastornos de conducta, mentiras reiteradas, aislamiento social, problemas económicos, presión familiar- el que le hace tomar conciencia de su problema.

Ver Post >
Nueva guía para el manejo de la diabetes tipo 2
img
Dámaso Escribano | 16-03-2018 | 09:30| 0
El Colegio Estadounidense de Médicos ahora recomienda que la mayoría de los pacientes con diabetes tipo 2 aspire a un nivel de hemoglobina A1c entre 7% y 8%

ACP pide un control de la glucemia menos intensivo en la diabetes tipo 2

El Colegio Estadounidense de Médicos ahora recomienda que la mayoría de los pacientes con diabetes tipo 2 aspire a un nivel de hemoglobina A1c entre 7% y 8%. Esto representa un relajamiento de la recomendación de 2007 del grupo, que dijo que menos del 7% era “un objetivo razonable” para muchos pacientes.

En una actualización de la guía publicada en Annals of Internal Medicine, la ACP cita evidencia de que tratar con objetivos del 7% o menos en lugar del 8% no reduce el riesgo de muerte o eventos macrovasculares en 5-10 años, pero sí ocasiona “daños sustanciales”, como la hipoglucemia.


La diabetes mellitus es una de las principales causas de muerte en los Estados Unidos y se asocia con complicaciones microvasculares y macrovasculares. Aproximadamente 29.1 millones de personas, o el 9.3% de la población de EE. UU., tienen diabetes tipo 2. En 2012, los costos totales directos e indirectos asociados con la diabetes en los Estados Unidos fueron de $ 245 mil millones.

Los niveles mdiabetesarcadamente elevados de glucosa pueden provocar síntomas subagudos como poliuria, polidipsia, pérdida de peso y deshidratación. Con el tiempo, los trastornos metabólicos asociados con la diabetes pueden llevar a la pérdida de la visión, neuropatía dolorosa o pérdida sensorial, úlceras en el pie, amputaciones, infartos de miocardio, derrames cerebrales y enfermedad renal en etapa terminal.

Disminuir la glucosa en sangre puede disminuir el riesgo de complicaciones, pero las estrategias de reducción se acompañan de daños, la carga para el paciente y los costos.

La glucosa en sangre se puede medir de varias maneras, incluido el nivel de hemoglobina A1c (HbA1c,  hemoglobina glicosilada), que se aproxima al control promedio de glucosa en sangre durante aproximadamente 3 meses. Como con todas las pruebas de laboratorio, las mediciones de HbA1c se asocian con la variabilidad y pueden variar aún más con la raza y la etnia.

Las directrices históricamente han recomendado la iniciación o la intensificación de la terapia farmacológica para lograr objetivos de HbA1c específicos, dependiendo de la población en cuestión. El objetivo ideal que equilibra de forma óptima los beneficios y los daños sigue siendo incierto.

Beneficios y daños de objetivos más bajos de HbA1c: evidencia de ensayos clínicos

Cinco grandes ensayos controlados aleatorios a largo plazo investigaron las estrategias de tratamiento intensivo (alcanzando niveles HbA1c, 6,3% a 7,4%) versus menos intensivas (niveles alcanzados HbA1c, 7,3% a 8,4%) en adultos (edad promedio inicial, 53 a 66 años).

Encontraron que el efecto principal de un control glucémico más intensivo son las reducciones absolutas pequeñas en el riesgo de eventos sustitutos microvasculares, como la retinopatía detectada en el examen oftalmológico o la nefropatía definida por el desarrollo o la progresión de la albuminuria.

Los estudios no han demostrado sistemáticamente que el control glucémico intensivo a niveles de HbA1c por debajo del 7% reduzca los eventos microvasculares clínicos, como pérdida o deterioro de la visión, enfermedad renal en etapa terminal o neuropatía dolorosa, o reduzca los eventos macrovasculares y la muerte.

Un ensayo de metformina en adultos con sobrepeso mostró una reducción en todas las causas y muerte relacionada con la diabetes durante al menos 10 años.

En todos los estudios, los pacientes asignados aleatoriamente a una terapia más intensiva requirieron más medicamentos hipoglucemiantes en dosis más altas, que condujeron a más eventos adversos que en los grupos menos intensivos. En un estudio, el control muy intenso resultó en un mayor riesgo de muerte.

Recomendación 1:
Los médicos deben personalizar los objetivos del control glucémico en pacientes con diabetes tipo 2 sobre la base de una discusión sobre los beneficios y daños de la farmacoterapia, las preferencias de los pacientes, la salud general y la esperanza de vida de los pacientes, la carga del tratamiento y los costos de la atención.

Recomendación 2:
Los médicos deben tratar de alcanzar un nivel de HbA1c entre 7% y 8% en la mayoría de los pacientes con diabetes tipo 2.

Recomendación 3:
Los médicos deberían considerar desintensificar el tratamiento farmacológico en pacientes con diabetes tipo 2 que alcanzan niveles de HbA1c inferiores al 6.5%.

Recomendación 4:
Los médicos deben tratar a los pacientes con diabetes tipo 2 para minimizar los síntomas relacionados con la hiperglucemia y evitar un nivel de HbA1c en pacientes con una esperanza de vida inferior a 10 años debido a edad avanzada (80 años o más), residencia en un hogar de ancianos o enfermedades crónicas (como demencia, cáncer, enfermedad renal en etapa terminal o enfermedad pulmonar obstructiva crónica grave o insuficiencia cardíaca congestiva) porque los daños superan los beneficios en esta población.

Ver Post >
Forges, los médicos te damos las gracias
img
Dámaso Escribano | 16-03-2018 | 08:51| 0

De todos los humoristas que han bromeado con la medicina, posiblemente nadie ha entendido mejor a los médicos que Forges. El satírico dibujante ha mirado nuestra la profesión desde muchos puntos de vista: el del enfermo paciente y el del enfermo impaciente; el de los gerentes y gestores; ha criticado el sistema sanitario… pero, sobre todo, ha hecho humor con los profesionales sanitarios. Ha bromeado con médicos de todo rango, haciendo chistes sobre residentes inocentes y médicos resabiados, especialidades de toda clase (algunas veces inventadas) y cualquier forma de ejercicio profesional. En sus chistes sobre médicos, Forges nos ha tratado con comprensión y empatía, lo que no le ha impedido reprobar muchas de nuestras actitudes.

 forgesAntonio Fraguas Saavedra nació en Madrid en plena posguerra y pronto comenzó a trabajar en televisión, pasando a lo largo de su vida por todos los medios de comunicación (radio, periódicos, revistas), en los que desarrolló las tareas más diversas: desde comentarista y tertuliano hasta director de cine, pasando por novelista o presentador de televisión. Sin embargo, si por algo ha pasado a la Historia, con mayúscula, es por sus dibujos. Forges nos ha regalado instantes únicos de diversión en periódicos, libros y otros soportes gráficos. Sus dibujos, aparentemente sencillos, con pocos elementos y muchas veces solo con expresiones o con palabras inventadas. Todos sus personajes, el acomodado Mariano, los náufragos, el jefe prepotente, el empleado pelota, los viejos y las viejas, la eterna pareja, los blasillos… todos se han paseado también por la medicina. Y siempre al servicio de la inteligencia y el humor.

¿Por qué Forges nos ha hecho reír tanto a los médicos? Sencillamente porque nos hemos sentido comprendidos. Incluso cuando nos deja en mal lugar o cuando habla de nuestro maltrato al paciente, hay verdad en sus viñetas. Ese gerente con cara de pasota diciéndole a un médico, fonendo al cuello: “Le vamos a firmar un contrato de cinco minutos y luego veremos”. O el anciano, bastón en mano, que le dice a su padre, aún más viejo que él: “¡Papá; ya soy interno residente adjunto al servicio de endocrinología!”, a lo que responde el tatarabuelo, pasivamente: “Carrera llevas, José Luis”. Tampoco podemos olvidar a ese pobre ingenuo en la consulta con un hacha clavada en la cabeza: “No tiene nada; usted es asaz hipocondríaco”; “¿Y el hacha?”, pregunta el hombre. “Puros nervios”, dicie el galeno. “Ufff, ¡menos mal!”, asiente consolado el paciente.

También retrató Forges la sociedad y la actitud de muchos pacientes y usuarios. Como esa pareja, aburrida, cuando dice la esposa: “Qué día más aburrido… podríamos ir al Clínico a ingresarnos por urgencias…”; a lo que responde el marido: “Hoy no; he pasado cerca antes y tienen el día muy tranquilo”; cerrando la esposa: “Pues entonces nada, al cine”. O esa otra escena habitual, con dos hombres primitivos, en la que uno dice: “Se me ha ocurrido una cosa que se llama sanidad universal”; “Y ¿para qué sirve?”, pregunta el otro. “Para desmantelarla”, replica el primero. “¡Qué idea!”.

Forges se valió del sistema sanitario para contar lo que ocurría en la sociedad, porque lo que sucede cuando enfermamos es siempre importante y pone en cuestión todos los recursos disponibles: un sistema muchas veces insuficiente, la ética de cada individuo (médicos experimentados y residentes, enfermería, pacientes, familiares, administración), el papel de los medios de comunicación, la educación de la sociedad, y un largo etcétera. Darle a todo esto una lectura creativa y original desde el humor, como hacía Forges, no es sencillo. Porque hacer humor es lo más difícil, ya que supone entender la realidad, su complejidad y dramatismo, y sobreponerse a ella exprimiendo sus contrastes y sus absurdos. Narrar un drama es fácil; pensemos, si no, en lo sencillo que nos resulta contar algo serio. Sin embargo, hacerlo despertando una carcajada o, al menos, una sonrisa, es “asaz complicado”, como diría Forges. Y para esta difícil tarea nuestro homenajeado estaba superdotado.forges-medicos

Enrique Vivas Rojo es un médico conocido, entre otras cosas, por su trayectoria como divulgador científico. Ha participado en muchos programas radiofónicos con Forges como contertulio, especialmente en Radio Nacional de España. Al pedirle unas palabras sobre el humorista, nos respondió con una coplilla: “Creador de buen rollo. Comunicador de optimismos. Catalizador de bondades. Antídoto de rencillas. Sonrisa permanente. Tierno y sincero. Amigo generoso. Irónico con empatía. Escuchador más que hablador. Cronista de la sonrisa. Historiador de lo cotidiano. Cada día una sorpresa. Persona, que no es poco. La ironía para ser mejores. Ácido débil y base fuerte. Escéptico por sabiduría. Historiador del gesto. Semiólogo de la expresión. Filósofo de la risa. Respeto y admiración por los sanadores”.

Efectivamente, como atestigua Vivas, el filósofo de la risa sentía un profundo respeto y admiración por los sanadores. Y desde ese respeto a los médicos, Forges nos ha hecho reflexionar, reír y olvidarnos por un instante de las miserias del día a día. Por todo ello, siempre le estaremos agradecidos. Los médicos debemos ser como la Justicia, ciegos (imparciales) ante el paciente, por lo que tenemos que tratar por igual al pobre desconocido que al famoso, a José García (el “28/”) que a Forges. Ojalá que en su última etapa, en la que debió padecernos, hayamos estado a la altura. Confiamos en que sí, porque habitualmente los médicos nos ganamos el respeto, tanto de José García como de Forges.

Ver Post >
Dá Mundial del sueño
img
Dámaso Escribano | 16-03-2018 | 08:41| 0

Las alteraciones del sueño pueden desencadenar o agravar patologías crónicas

En pacientes con patologías crónicas, sufrir procesos asociados a problemas de sueño pueden agravar su situación o incluso haber colaborado en su desencadenamiento, según ha señalado el miembro de la Junta Directiva de la Sociedad Española de Sueño (SES), Óscar Sans.

Enfermedades como el Alzheimer, demencia con más frecuencia en España, se relacionan con la apnea del sueño. En las supervivientes de cáncer de mama, por su parte, se ha demostrado que existe un elevado porcentaje de insomnio, que comienza en el diagnóstico de la enfermedad, continúa en ocasiones desencadenado por los tratamientos aplicados, y persiste una vez superada la enfermedad debido al temor de recaídas.

 En cuanto a niños con trastorno por déficit de atención e hiperactividad (TDAH), el 70% de ellos presenta dificultades para iniciar el sueño y el 23% sufren el llamado síndrome de piernas inquietas.

Los ritmos circadianos se refieren a eventos cíclicos que ocurren en el cuerpo. Los relojes biológicos corporales producen estos ritmos y se ha demostrado que mantenerlos regulares reduce el riesgo de sufrir entre otros, trastornos del sueño, mentales, así como otros problemas de salud.

Estos ritmos son los responsables de que durmamos durante la noche y nos mantengamos activos el resto de la jornada. No existe un solo ritmo circadiano, si no que cada persona tendrá el suyo, pudiendo ser este más matutino (personas con mayor facilidad para madrugar) o vespertino (quienes se masuenontienen más activos durante la tarde-noche).

A estos modelos individualizados se les llama cronotipos. “Es importante que cada uno conozca a qué cronotipo se ajusta más, con el fin de poder adaptar lo máximo posible sus rutinas a él”, ha destacado el coordinador del Grupo de Cronobiología de la SES, Javier Albares.

Con esta premisa, y con motivo del Día Mundial del Sueño, que se celebrará el próximo 16 de marzo bajo el lema “Únete al mundo del sueño, conserva tus ritmos para disfrutar de la vida”, la SES ha desarrollado en su página web el “Test de los tres tiempos”, un cuestionario de carácter gratuito que analiza la influencia de los tres tipos de ‘relojes’ que influyen en nuestro bienestar: el tiempo biológico, el tiempo social y el tiempo ambiental, con el que cada persona conocerá a qué modelo se ajusta más.

Si los tres tiempos se encuentran alineados, la persona se encontrará coordinada con su reloj biológico, si por el contrario no se da esta situación, concurrirá una cronodisrupción que podrá tener importantes consecuencias negativas para la salud, entre ellas síndromes metabólicos, trastornos afectivos o envejecimiento prematuro.

Según ha señalado el experto, actualmente la sociedad española sufre, en general, una cronodisrupción con sus ritmos biológicos. “Las causas con múltiples, pero entre ellas destacan la poca flexibilidad horaria en el trabajo, los turnos laborales mal planificados, la turnicidad, la falta de asesoramiento en las empresas por parte de profesionales del sueño, la cultura española, tendente a cenas tardías y la falta de ajuste de la franja horaria”.

Los más sensibles ante esta falta de coordinación son los niños y adolescentes, quienes se encuentran en pleno crecimiento y en quienes la falta de sueño puede provocar alteraciones en el correcto desarrollo del cerebro que tendrán consecuencias durante toda la vida.

“Entre el 30 y el 50% de niños y adolescentes sufren somnolencia en clase, lo que repercute directamente en su rendimiento escolar, el aumento en el consumo de drogas y el ‘bullying'”, según ha señalado el coordinador del Grupo de Cronobiología de la SES.

En este sentido, el citado especialista ha recomendado adaptar los horarios escolares a los ritmos circadianos de los adolescentes, mucho más tardíos que en los adultos, solución que se ha llevado a cabo en algunos institutos en Estados Unidos, demostrando su eficacia.

Se ha demostrado que un sueño insuficiente está relacionado con un aumento del apetito y una mayor sensibilidad a los estímulos alimentarios, con imapactos negativos en la atención, la memoria y el aprendizaje. Además, estudios sugieren que la calidad del sueño, más que la cantidad, influyen en la calidad de vida, además de estar asociados al aumento de peso.apnea

Entre los factores que Javier Albares ha señalado, influyen en los ritmos biológicos, destacan tres: la luz, el ejercicio físico y la alimentación.

En el caso de la luz, el doctor ha advertido la necesidad de disfrutar de 2 horas de luz natural al día, preferiblemente por las mañanas, lejos de los actuales 30 minutos que, de media, los españoles realizan esta actividad.

En cuanto al ejercicio físico, se recomienda llevarlo a cabo por las mañanas, ya que debido a su acción estimulante mantendrá al individuo activo. En el caso de ancianos, sin embargo, esta actividad es mejor realizarla durante la tarde, ya que las personas mayores tienden a dormir “demasiado temprano” y así conseguirán mantenerse activos más tiempo.

Por último, en la alimentación, se aconseja cenar al menos dos horas antes de irse a dormir, ya que el sistema digestivo es uno de los que más sufren las alteraciones de los ritmos circadianos.

Para finalizar, se ha referido a la siesta, asegurando que es “totalmente recomendable dormir unos 20 o 30 minutos a medio día”, lo que ayudará a completar la jornada con energía.

Ver Post >
El coste del cáncer para la sanidad pública en España es de 7.168 millones de euros anuales
img
Dámaso Escribano | 16-03-2018 | 08:26| 0

El Sistema Nacional de Salud (SNS) destina unos 7.168 millones de euros anuales al abordaje del cáncer, lo que representa un 10,9% del gasto sanitario público en España y un 0,66% del producto interior bruto (PIB) de 2015.

Así se desprende de las conclusiones del informe “La Carga del Cáncer en España”’, presentado por la farmacéutica Bristol-Myers Squibb (BMS) y la consultora Omakase Consulting, tras hacer un análisis de la prevalencia, incidencia, costes directos e indirectos de esta patología, que es ya la que presenta más mortalidad en hombres y la segunda en mujeres, por detrás de las enfermedades cardiovasculares.

 oncologiaEn España, según los datos más recientes presentados por la Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM), casi 600.000 personas padecieron la enfermedad en los últimos 5 años. Además, se ha estimado que en las próximas décadas la incidencia podría aumentar un 70%, de modo que una de cada dos personas acabará padeciendo una enfermedad de este tipo.

Tras el análisis de los costes directos, indirectos e intangibles que impactan en el SNS, el coste total del cáncer se estimó en 7.168 millones de euros en 2015, lo que representa un coste aproximado de 154,34 euros por persona.

“El cáncer se configura como uno de los principales problemas de salud en España. Este tipo de estudios que analizan la carga que supone la enfermedad para el SNS son claves porque ponen de manifiesto la necesidad de encontrar soluciones para reducir su impacto” ha destacado Xavier Badia, director del estudio y consejero delegado de Omakase Consulting.

De los costes directos de esta enfermedad en España, que se estiman en unos 4.818 millones de euros, un 94% recayeron directamente sobre los hospitales y sólo un 6% en Atención Primaria.

Dentro de esta categoría de costes, los hospitalarios se situaron en 2.797 millones de euros, representando el 58% de los costes directos del cáncer. Por su parte, los costes de consumo de antineoplásicos fueron de 1.717 millones de euros, suponiendo el 35,6% de los costes directos de esta enfermedad; y los costes de Atención Primaria se estimaron en 304 millones de euros, situándose en un 6,31% de los costes directos.

Por otro lado, también se analizaron los costes indirectos del cáncer en España que fueron de 2.350 millones de euros. Según el tipo de coste indirecto, los costes de la mortalidad prematura por cáncer se estimaron en 125 millones de euros; los costes de la incapacidad temporal fueron de 222 millones de euros y los costes de la incapacidad permanente alcanzaron los 292 millones de euros. Por último, los costes de los cuidadores no profesionales de los pacientes con cáncer fueron de 1.710 millones de euros.

De igual modo, el estudio constata como un 4,5% del total de bajas laborales registradas fueron por incapacidad temporal y un 10,1% del total de pensiones contributivas en vigor en España en 2015 fueron a causa del cáncer. Además, representó casi 412.000 años de vida perdidos y casi 280.000 años de vida productiva perdidos.

Ver Post >
ASTURPAR
img
Dámaso Escribano | 16-03-2018 | 08:13| 0

La Sociedad Asturiana de Patología Respiratoria celebró durante los dias 8 y 9 de este mes de Marzo  su XXIII Congreso celebrado en el Palacio de exposiciones y congresos de Oviedo. Con una asistencia casi masiva de casi todos sus miembros, quienes seguimos fieles a las diferentes convocatorias, al igual que a las reuniones entre congresos, se discutieron diferentes temas de actualidad dentro de la patología rrspiratoria.

epoc1La primera tarde como es preceptivo, se presentaron las comunicaciones realizadas en su mayor parte por médicos en su etapa de formacion académica y hospitalaria, médicos residentes de la especialidad de los diferentes hospitales de la comunidad, este esfuerzo de preparar un trabajo, a veces casuistica de casos clinicos, otras estudios de investigacion de temas puntuales, etc. les sirve como méritos en su curriculum vitae y carrera profesional. Se comunicaron 32 trabajos en exposiciones breves resumidas de unos diez minutos cada uno y donde luego se establece un coloquio entre los asistentes, el trabajo galardonado con el primer premio a la mejor comunicación emitido por el comité científico de la sociedad fue para Influencia de la infeccion vírica en los ingresos hospitalarios por agudizacion de EPOC. realizado por médicos del HUCA. Durante el congreso se celebró un curso teórico práctico dirigido a enfermería (D.U. E) sobre Ventilación mecánica no invasiva.

La parte central del congreso repartida entre los dos dias se dedicó a la patologia pleural, donde el Dr.  Fco. Julian López González del HUCA disertó sobre novedades y actualización diagnóstica y terapéutica, datos de interés fueron los aportados por el ponente sobre la Ecografia y su registro en video a la hora de hacer drenajes o tomar biopsias. Igualmente de interés resultaros las novedosas técnicas de tunelización para la realizacion de evacuaciones en domicilio, en pacientes con derrames recidivante como los motivados por metástasis en el contexto de tumores como pulmón, mama, propia pleura etc.asturpar

Otro tema que se abordó fue el de la triple terapia LABA+ LAMA+ CI  en el tratamieno de la  EPOC sobre todo en el fenotipo mixto (Bronquitis más enfisema) Se habló de usar menores dosis de CI ( corticoides inhalados) y en ese sentido la beclometasona microaerosolizada practicamente nebulizada tiene interés, por su formulación y por su dosis , su asociacion con formoterol un broncodilatador de media larga duracion y el glicopirronio en el mismo producto  (Trimbow) resulta una  primicia en el mercado  y tendrá su espacio en la práctica diaria.

Por último el Viernes tarde tuvo lugar una mesa redonda sobre el abordaje multidisciplinar de la enfermedad pulmonar Intersticial difusa.  La clinica, la radiologia, el diagnostico broncoscópico y los hallazgos de la anatomia patologica en estas enfermedades  a cargo de diferentes ponentes todos ellos foráneos,  ocupó  la tarde.

El congreso de ASTURPAR una vez más fue provechoso y útil , actualizaciones en temas importantes de la especialidad de Neumologia son bien venidos, sin duda nuestros pacientes serán los primeros en poderlo constatarlo.

El Dr. Dámaso Escribano atiende pacientes con estos problemas respiratorios en su consulta. Solicite fecha y hora Tfo. 610996887

Ver Post >