CASI TODO ESTÁ EN TU MENTE | PSICÓLOGO DE CABECERA - Blogs elcomercio.es

Blogs

Miguel Silveira

PSICÓLOGO DE CABECERA

CASI TODO ESTÁ EN TU MENTE

Lo que voy a referir es archiconocido y está muy repetido. pero no está demás recordarlo de cuando en cuando o actualizarlo, como se hace con los dispositivos. Es conocido que muchas consecuencias de nuestro rendimiento, relaciones, salud, emociones, decisiones, etc. etc. proviene de la forma en que pensamos.
Supongamos una madre cuyo hijo pasa la noche del viernes fuera y llega a las ocho a su casa para meterse en la cama. Si le da por pensar que su hijo ha sido atacado, ha tenido un accidente y está en el hospital, si se obsesiona cada viernes, aunque nunca haya pasado nada objetivamente, ¿de qué depende su angustia? De lo que imagine o piense, simplemente. Supongamos que a un hipocondriaco le da por pensar que tiene un tumor, inexistente y se obsesiona con su muerte y la da por segura. ¿Qué le hace angustiarse y preocuparse? Su construcción mental o supuesta grave enfermedad, que objetivamente no padece.
Ahora supongamos que tu pareja te viene siendo infiel, un acontecimiento altamente estresante, pero tu no lo sabes. ¿Es para preocuparse y llenarse de rabia? Ciertamente no, mientras no entre en tu conciencia, en tu mente, hasta que no lo sepas. Desde el momento en que te enteras o te informan reaccionas con angustia o con resentimiento. Es decir, es desde el momento en que tu mente entra en juego cuando comienzas a estresarte.
Pongamos otro ejemplo. Supongamos que en tu ausencia de un fin de semana han asaltado tu casa y te han robado tus más valiosas pertenencias y dinero que guardabas en ella. ¿Es este el motivo de tu estrés, de tu agobio y de tu malestar? En absoluto. Tu alteración, aunque el hecho se haya producido realmente, solo empieza cuando te enteras o en informan del evento. Es cuando tus pensamientos sobre ese asunto y sus consecuencias se agolpan en tu mente.
Es decir, que la clave reside en la forma en que nos planteamos los eventos existentes o inventados, en la intensidad como lo vivenciamos e imaginamos, en la duración de nuestros pensamientos negativos, en la intensidad como los vivimos y en la frecuencia con que lo repetimos y volvemos sobre ellos.
Casi todo está en la mente y por eso ante el mismo acontecimiento negativo, dos personas reaccionarán de manera distinta según sea su actitud y el peso que permitan que tengan sus propios pensamientos o creencias.
Ahora puedes plantearte en qué medida tu mente te ayuda o te traiciona. En ti tienes la clave. Puedes decir que es difícil sustraerse a la preocupación, a la anticipación de sucesos adversos, a la imaginación, al temor, a la angustia o a la depresión, y lo es ,pero aprender a controlar la mente y dosificar el impacto producido es determinante. Por eso conviene practicar para no permitir que el contenido negativo inventado o derivado de sucesos constatables permanezca presente en la conciencia más allá de límites que amarguen nuestra existencia cotidiana.
Así que recuerda: casi todo, para bien o para mal, reside en lo que y cómo lo pensemos. No es nuevo, como dije, pero es bueno actualizarlo y recordarse cómo andamos de positividad o negatividad en nuestros pensamientos.

Temas de psicologia cotidiana para ayudar a vivir mejor

Sobre el autor

Psicólogo clínico, experto en ansiedad y estrés C/ Carlos Marx,1 - 6º D Gijón (Asturias) http://www.miguelsilveira.com http://www.estresyansiedadonline.com


julio 2020
MTWTFSS
  12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031